28 de abril
Viernes
Despejado
24°
Sábado
Mayormente despejado
13°
24°
Domingo
Muy nublado
15°
24°
Lunes
Parcialmente nublado con chubascos
16°
26°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 19 de abril de 2017, 14:15

"Silicon Valley", parodia disparatada y retrato fiel del mundo tecnológico

Los Ángeles (EEUU), 19 abr (EFE).- Entre la parodia disparatada y el retrato más fiel de la realidad, la serie "Silicon Valley" regresa con su cuarta temporada sobre los intentos de un grupo de informáticos e ingenieros por abrirse camino en el competitivo y a veces surrealista mundo de la tecnología.

Esta comedia televisiva de HBO que protagonizan Thomas Middleditch, T.J. Miller y Zach Woods regresará a la pequeña pantalla con su cuarta tanda de episodios el domingo 23 de abril.

En un encuentro reducido con los medios en el que participó Efe, el actor Thomas Middleditch, que en "Silicon Valley" da vida al brillante pero dubitativo Richard Hendricks, reflexionó sobre cómo los trabajadores de las compañías tecnológicas han reaccionado al tono paródico pero a la vez realista de su serie.

"Alguna gente (del mundo tecnológico) me dice: 'Eh, eso que apareció en el show me sucedió a mí o a un amigo y fue divertido'. Otras personas me dicen: 'No puedo ver su serie porque es demasiado traumático porque o lo he vivido o trabajo en esto y no quiero llegar a casa y ver mi trabajo, sin importar cuánto lo estén satirizando", explicó.

Además, el actor bromeó con que en sus viajes a Silicon Valley ha conocido a Richard Hendricks de la vida real, que sienten "la carga de ser más listos que el resto"; y también a versiones verídicas del personaje de Russ Hanneman, un alocado y millonario inversor que aparece en la serie.

"Para ser honesto, también hay muchos paralelismos con Hollywood", añadió Middleditch.

"Silicon Valley" se centra en un grupo de cerebritos que son tan hábiles para la innovación y las computadoras como torpes para las interacciones humanas básicas o para sacar provecho económico de sus invenciones.

Con un humor mucho más ácido y salvaje que el de "The Big Bang Theory", una comedia con la que habitualmente es comparada, "Silicon Valley" presenta al entorno de los gigantes tecnológicos como una selva poblada por genios cándidos, excéntricos ojeadores a la búsqueda de la nueva sensación digital e inversores como depredadores dispuestos a ganar dinero de cualquier manera posible.

Middleditch adelantó que, tras los experimentos fallidos con un chat de vídeo y un compresor de archivos junto a sus colegas, en la cuarta temporada Richard Hendricks se lanzará en solitario por nuevas metas.

"Esta temporada es un poco más emocional porque todo el mundo piensa: '¿Se va a romper la pandilla?'. Y luego: '¿Qué va a hacer el grupo si se vuelven a juntar?", afirmó.

El artista también detalló que Hendricks, tras enlazar fracaso tras fracaso, siente "un poco de desesperación", ya que su ambición le lleva a pensar que "tiene que alcanzar el éxito".

"¿Vida personal? ¿Qué vida personal?", ironizó el actor cuando los medios le preguntaron si en los nuevos episodios los espectadores conocerán algo más de los sentimientos de unos personajes que parecen vivir por y para su oficio.

También explicó que "desde el día uno" el reparto pudo añadir sus propias contribuciones e improvisar chistes y detalles en la serie, aunque señaló que son "muy afortunados por tener muy buenos guiones" escritos por gente "inteligente" que diseña "intrincadas" historias.

Por último, los periodistas le preguntaron a Middleditch acerca de un incidente que vivió en noviembre en un bar de Los Ángeles, cuando un grupo de seguidores del presidente de EE.UU., Donald Trump, le increpó a él y al también actor de "Silicon Valley" Kumail Nanjiani por sus opiniones políticas.

"Creo que estamos en un tiempo extraño, un tiempo peligroso, y creo que Trump apesta. Estoy abatido de que mucha gente votara por él y espero que en algún momento se den cuenta de que eso fue una mala decisión", comentó el actor.

"Pero, ¿quién sabe? Quizá en cuatro años al país le esté yendo muy bien y de verdad hayamos hecho a 'Estados Unidos grande de nuevo'", bromeó sobre el lema electoral de Trump antes de mostrarse escéptico acerca de cómo se va a lograr algo así si se quitan fondos a la Agencia de Protección Medioambiental (EPA, en inglés) o a la lucha contra el cambio climático, como ha anticipado el Gobierno.