4 de diciembre
Domingo
Mayormente despejado
19°
30°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
viernes 15 de julio de 2016, 01:00

“Si cruzan la línea morimos todos”, gritó Rubén Villalba

Según el alegato final de la Fiscalía, Rubén Villalba, sindicado como el líder del grupo de campesinos que se encontraban en el establecimiento de Campos Morombí, o Marina Cué, el 15 de junio de 2012 gritó a los policías: “Ani pe hasati porque ya mano mbata” (si cruzan la línea morimos todos).

Posteriormente los demás campesinos que se encontraban armados comenzaron a levantarse de entre los pastizales apuntado también sus armas directamente a los policías intervinientes.

Ante esta circunstancia los agentes del grupo táctico decidieron pasar a ocupar el frente de la comitiva tomando lugar de los antimotines, quienes se encontraban detrás del subcomisario Erven Lovera (muerto en la masacre), pero no estaban armados, sino solo portaban escudos y tonfas, con el objetivo de cubrir al citado uniformado, quien se encontraba a la cabeza.

Los fiscales Liliana Alcaraz, Nelson Ruiz y Leonardi Guerrero además mencionaron que los policías tomaron esa decisión debido a que se observaba a los labriegos apuntándolos con arma de fuego, como una especie de resguardo y equiparación de fuerza.

“Todos los campesinos que formaban las líneas de coberturas tenían armas de fuego largas y adoptaban una posición, algunos de cuclillas y otros parados, pero todos apuntando hacia la comitiva policial”, refiere la acusación del Ministerio Público.

También recalcaron que Lovera se acercó y alzó sus dos manos como demostrando que no iban a usar la fuerza ni sus armas de fuego y que quería una conversación pacífica. Incluso le dijo: “Ñande ko hermano, ndovaléi jaiko vai”; al decir eso uno de los ocupantes que estaba a la izquierda le lanza un golpe con un machete largo; ante esto Erven retrocedió unos pasos y se defendió con los brazos; luego otro de los ocupantes se lanza encima, pero Lovera nuevamente logra esquivar este ataque.

Finalmente, los fiscales manifiestan que efectivamente se comprobó que Villalba efectuó el primer disparo contra Lovera con una escopeta (corroborado por testigos), lo que ocasionó el enfrentamiento entre los sintierras y los policías.