19 de agosto
Sábado
Poco nublado con tormentas
13°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
11°
23°
Martes
Despejado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
sábado 3 de junio de 2017, 02:00

Se perdió el 70% de la agricultura familiar debido a inundaciones

En el Departamento de Ñeembucú, la zona más afectada por las precipitaciones de las últimas semanas, se perdió entre el 70 y el 80 por ciento de los cultivos correspondientes a los rubros de autoconsumo, informó el ministro de Agricultura y Ganadería, Juan Carlos Baruja.

El secretario de Estado visitó la zona esta semana y reconoció que hay serios daños tanto en la agricultura como en la ganadería.

En el caso de la agricultura, se calcula que hubo pérdidas por valor de G. 15.000 millones. Las plantaciones donde se producen alimentos de consumo diario, como mandioca, papa, cebolla, fueron los más afectados, admitió el funcionario.

La recomendación para los agricultores es no plantar más en estas condiciones. Deberán esperar aproximadamente unos cuatro meses para volver a preparar la tierra, una vez que las aguas retrocedan por completo, explicó el ministro.

Los alimentos para la subsistencia serán proveídos por el Gobierno durante ese tiempo, a través del MAG, de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) y los Gobiernos locales, manifestó Baruja.

En el caso de Ñeembucú, casi la totalidad del departamento está afectado por las aguas en diferentes medidas. También el Departamento de Misiones registra daños en la agricultura y la ganadería, pero en dos distritos puntuales, señaló el secretario de Estado.

Ganadería. En lo que respecta a la ganadería, se calcula que unas 1.000 cabezas de ganado se perdieron hasta el momento debido a las inundaciones.

Otro problema que se presentó para los ganaderos es que varios animales quedaron aislados por las aguas, mientras que en otros sitios, las aguas arrasaron con los forrajes que sirven de alimento para los vacunos.

Por ello, el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) envió hasta ahora unos 15.000 kilos de alimentos balanceados para los animales que quedaron sin pasturas para comer, comunicó el ministro.

“Vamos a proseguir el lunes con la entrega de más insumos para la ganadería, y jeringas con algún tipo de vacuna”, expresó.

“Son 7.000 las familias que están afectadas, de eso el 70% se dedica a la parte productiva, ya sea agricultura o ganadería. El resto se dedica a trabajos relacionados a la construcción”, comentó finalmente el ministro.