18 de agosto
Viernes
Mayormente nublado
20°
24°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
10°
22°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 23 de marzo de 2017, 23:02

Samsung Electronics dice que su reestructuración aún está en fase de estudio

Seúl, 24 mar (EFE).- El vicepresidente de Samsung Electronics dijo hoy ante la junta de accionistas que aún se están realizando estudios para emprender una prometida reestructuración, que pasa, aseguró, por mejorar la comunicación con los inversores, a los que además prometió más dividendos.

Kwon Oh-hyun admitió ante los 24.000 accionistas congregados en su sede de Seúl que el proceso para dividir al gigante de la electrónica de consumo en una empresa que actúe como holding y en otra encargada de operaciones, tal y como se prometió el pasado noviembre, "no es fácil".

Algunos analistas creen que estas palabras indican que la reconversión de la joya de la corona del Grupo Samsung podría retrasarse un poco más de lo inicialmente pensado.

Así lo entendió hoy la Bolsa de Seúl, donde los títulos de Samsung Electronics mostraron hoy caídas por encima del 1%.

No obstante, y pese a importantes baches como el fiasco del Galaxy Note 7 o el arresto e imputación del presidente de la compañía por corrupción en el caso "Rasputina", las acciones de la empresa no han dejado de alcanzar niveles récord desde que en noviembre pasado se anunció la remodelación.

La compañía con sede en Suwon (al sur de Seúl) aseguró entonces que tardaría unos seis meses en completar un análisis preliminar sobre el proceso y que compartiría los resultados con sus accionistas.

Por su parte, Kwon añadió hoy que se está preparando además para final de abril la formación de un comité independiente de directores externos para que depure la gestión de operaciones e incluso apuntó a que alguno de estos consultores podría ser extranjero, algo excepcional tratándose de la compañía surcoreana por excelencia.

Todo esto está orientado, dijo el vicepresidente del mayor fabricante de smartphones y semiconductores del mundo, a "incrementar el valor de cartera" de los accionistas y a mejorar la comunicación con ellos.

Kwon también se comprometió a pagar 9,3 billones de wones (7,7 millones de euros/8,3 millones de dólares) en dividendos en lo respectivo al ejercicio 2016, un 30 por ciento interanual más, una promesa que la firma realizó el año pasado pero de lo que muchos dudaron tras el enorme fiasco del Galaxy Note 7.

Samsung Electronics presenta a final de abril los resultados del primer trimestre del año, en el que la empresa ha previsto incluir pérdidas operativas de en torno a 1 billón de wones (826 millones de euros/890 millones de dólares) motivadas por el caso Note 7, cuyas peligrosas averías le obligaron a dejar de fabricarlo.

Sin embargo, algunos analistas esperan que la empresa logre un beneficio operativo récord de unos 9 billones de wones (7.440 millones de euros/8.000 millones de dólares) en enero-marzo gracias al rendimiento de su rama de chips.