24 de agosto
Jueves
Despejado
24°
36°
Viernes
Despejado
23°
34°
Sábado
Muy nublado
21°
35°
Domingo
Mayormente nublado
22°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 29 de julio de 2017, 01:00

Rusia toma represalias tras sanciones de Estados Unidos

AFP

MOSCÚ, RUSIA

Rusia exigió ayer a Estados Unidos que reduzca su presencia diplomática en su territorio en respuesta a las nuevas sanciones adoptadas por el Congreso en Washington, aunque dejó la puerta abierta a una normalización.

El Senado adoptó el jueves casi por unanimidad (98 votos frente a 2) un proyecto de ley de sanciones por su presunta injerencia en las elecciones que llevaron a Donald Trump a la Casa Blanca, lo que fue denunciado por Rusia y criticado por la Unión Europea, pues afectaría a sus empresas.

Aunque corresponde al presidente Trump aprobar o rechazar las duras sanciones contra Moscú, el Ministerio ruso de Relaciones Exteriores no esperó para adoptar medidas de represalia.

En respuesta Rusia ordenó al Gobierno estadounidense reducir a partir del 1 de setiembre su personal diplomático en Rusia a 455 efectivos, e impidió la utilización por parte de la legación norteamericana de una residencia en la periferia de la capital rusa y de varios almacenes.

Con esa reducción, el número de representantes estadounidenses estará al mismo nivel que el de representantes rusos en EEUU, precisó el Ministerio, que se reserva el derecho de adoptar nuevas medidas.

El ministro de Relaciones exteriores ruso Serguéi Lavrov dijo, sin embargo, este viernes a su homólogo estadounidense Rex Tillerson que Rusia “sigue dispuesta” a cooperar con EEUU a condición de que haya “respeto mutuo”, según el Ministerio.

En entrevista telefónica con Tillerson, “Lavrov confirmó que (Rusia) sigue dispuesta a una normalización de las relaciones bilaterales con Estados Unidos y a la cooperación sobre asuntos importantes de la agenda internacional”, indicó el Ministerio en un comunicado, pero que eso solo es “posible con base en la igualdad y el respeto mutuo”.

El embajador estadounidense en Moscú, John Tefft, “expresó su gran decepción y protestó” por estas medidas, indicó una portavoz de la delegación estadounidense.

La portavoz no quiso precisar el número de diplomáticos y personal de servicio estadounidense que hay en Rusia en la actualidad.

“Los últimos acontecimientos muestran que la rusofobia y la búsqueda de confrontación están muy arraigadas en ciertos círculos” en EEUU, consideró la cancillería rusa.