7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
31°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 7 de agosto de 2016, 21:21

River y San Lorenzo pasaron a los octavos de final de la Copa Argentina

Buenos Aires, 8 ago (EFE).- River Plate y San Lorenzo sellaron su clasificación a los octavos de final de la Copa Argentina, tras imponerse en sus respectivos partidos ante Estudiantes de San Luis y Douglas Haig.

El equipo 'millonario' se impuso por 2-1 con un agónico tanto de Gonzalo Martínez en el último minuto de juego.

Ignacio Fernández había puesto en ventaja a River pero luego Julio Mosset había logrado la transitoria igualdad, en un partido disputado en el estadio Padre Martearena de la ciudad de Salta.

De esta manera, y luego de superar el debut con holgura tras superar por 3-0 a Sportivo Rivadavia de Venado Tuerto, River esperará en octavos de final por el vencedor del duelo que sostendrán Defensores de Belgrano y Arsenal.

En tanto, San Lorenzo logró un triunfo más holgado por 3-1 ante Douglas Haig gracias a los tantos de Nicolás Blandi, Matías Caruzzo y Marcos Angeleri.

Mauro Bazán había puesto la transitoria igualdad para el conjunto de Pergamino, en un duelo disputado en el estadio Antonio Romero de la ciudad de Formosa.

El rival de San Lorenzo en los octavos de final será Godoy Cruz, que a primer turno derrotó por 1-0 a Banfield con el tanto convertido por Facundo Silva.

River, San Lorenzo y Godoy Cruz se suman a Lanús, el primer equipo que había logrado el pase a los octavos de final tras vencer por 2-0 a Patronato de Paraná.

Lanús enfrentará en la próxima instancia al vencedor del cruce que protagonizarán Boca Juniors y Santamarina de Tandil.

Los dieciseisavos de final de esta Copa Argentina, cuyo campeón se clasifica a la próxima Copa Libertadores, continuarán este lunes con el duelo que animarán Independiente ante Defensa y Justicia, con el debut oficial de Gabriel Milito como técnico del primero.