7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
24°
31°
Jueves
Tormentas
22°
28°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Muy nublado
20°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 13 de julio de 2016, 19:50

Proponen subir impuesto a bebidas en México

Senadores mexicanos presentaron este miércoles una iniciativa para modificar la Ley del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS), que busca aumentar el gravamen a las bebidas azucaradas de 1 a 2 pesos (0,05 a 0,10 dólares) por litro.
EFE

"El problema del sobrepeso y la obesidad, como un problema de salud pública de carácter multifactorial, fue reconocido en la parte tributaria por el Ejecutivo Federal al presentar su propuesta de modificaciones legislativas en la materia el 8 de septiembre de 2013", señalaron los senadores en su exposición de motivos.

Dicha propuesta se tradujo en modificaciones a la Ley del IEPS enfocadas al establecimiento a nivel de productor e importador de una cuota específica de un peso por litro a las bebidas azucaradas, indicaron los senadores Armando Ríos Piter, Martha Tagle Martínez, Mario Delgado Carrillo y Zoé Robledo Aburto.

Los legisladores de los izquierdistas Partido de la Revolución Democrática (PRD), Movimiento Ciudadano (MC) y Movimiento Regeneración Nacional (Morena) argumentaron que el IEPS, que empezó a aplicarse el 1 de enero de 2014, ha generado diversos beneficios en salud y en consumo.

Añadieron que dichos beneficios quedaron demostrados por un estudio del Instituto Nacional de Salud Pública, el cual señala que durante 2014 hubo una disminución de 6 % en las compras de bebidas con impuesto, así como un aumento de 4 % en las de agua potable.

"Una reducción del 6 % en el consumo de bebidas asociado con la implementación del impuesto de un peso por litro es importante, pero modesto dados los elevados niveles de consumo de estas bebidas en la población y la evidencia del daño que causan en la salud", indicaron.

Por ello, con el fin de que el gravamen contribuya a una mayor disminución del consumo de estas bebidas y, como consecuencia, que se configure como una forma de combatir el problema de sobrepeso y obesidad, se propone que la cuota se establezca en 2 pesos por litro, "conforme a las recomendaciones de expertos nacionales e internacionales".

Además de los beneficios en salud, la reforma propuesta provee al Estado de mayores recursos que le permitan hacer frente a los gastos que provocan las enfermedades relacionadas con el sobrepeso y la obesidad, "así como continuar o implementar nuevos programas para la prevención, control y tratamiento de dichos padecimientos", puntualizaron.

Los senadores presentaron la iniciativa acompañados por organizaciones de la sociedad civil representadas por la Alianza por la Salud Alimentaria y la Coalición ContraPESO, que respaldan el proyecto.

Las organizaciones indicaron en un comunicado que los senadores fueron muy enfáticos en el hecho de que para obtener mayores beneficios del impuesto "es necesario garantizar el destino social de los recursos recaudados hacia programas de prevención de la obesidad y diabetes, incluyendo el acceso al agua potable en escuelas, espacios públicos y zonas rurales".

"Esto podría lograrse con la aprobación de un fondo o fideicomiso para este fin, propuesta que se encuentra en discusión en la Comisión de Salud del Senado de la República", puntualizaron.