19 de agosto
Sábado
Poco nublado con tormentas
13°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
11°
23°
Martes
Despejado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
viernes 31 de marzo de 2017, 01:00

Programa hace más llevaderas las sesiones de quimioterapia

Vicky Viel Temperley utilizó la creatividad y los talentos de las industrias creativas en su país para desarrollar un programa para la atención a pacientes oncológicos, que mejora la adaptación progresiva al tratamiento y el tránsito por la enfermedad de pacientes y familiares.

La idea surgió tras la experiencia con cuatro familiares que se sometieron a quimioterapia por causa del cáncer.

La finalista del premio Abanderado de la Argentina Solidaria 2016 expuso su experiencia en el encuentro Idear soluciones para mejorar vidas, en el marco de la Asamblea de Gobernadores del BID.

Para implementar el programa consiguió una articulación público-privada con el aporte desde la sociedad civil de un protocolo hospitalario en el Hospital de Clínicas de Buenos Aires. El programa Donde quiero estar se implementa en 15 hospitales públicos argentinos y fue declarado de interés social y humanitario por la legislatura de Buenos Aires.

Es un programa creativo donde a través de voluntarios se implementa masajes, reflexología en los pies y arte en pintura en el momento de la quimioterapia para sobrellevar el dolor durante el tratamiento. También utiliza la realidad virtual donde, utilizando un lente y un celular, el paciente accede a videos que le transporta a un lugar agradable en el momento de la aplicación de la vía endovenosa.

De esta manera se distrae el foco de atención, complementando contención emocional ayudando a atenuar los efectos colaterales de la medicación.

EN PARAGUAY. Aprovechó su paso por Asunción para gestionar y replicar esta terapia en hospitales de Paraguay.

Comentó que ya inició conversaciones con autoridades del Ministerio de Salud y ya convocó a voluntarios profesionales y artistas, para los que el único requisito es tener vocación de servicio, con muy buena respuesta. Adelantó que al contar con los voluntarios vendrá para iniciar las capacitaciones.

En la Argentina más de 20.000 pacientes de quimioterapia pasaron por la experiencia en los 15 hospitales.