23 de junio
Viernes
Despejado
20°
28°
Sábado
Mayormente despejado
18°
28°
Domingo
Muy nublado
18°
28°
Lunes
Mayormente nublado
18°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
viernes 9 de septiembre de 2016, 01:00

Princesa insta a profundizar el intercambio con el Japón

La princesa Mako acudió ayer a la mañana al Centro Paraguayo Japonés (CPJ) para recibir la llave de la ciudad de Asunción y observar un espectáculo de danzas paraguaya y japonesa y escuchar a la concertista Berta Rojas interpretando una música de Agustín Barrios, Mangoré.

El intendente municipal, Mario Ferreiro, entregó a la princesa de Japón la llave de la ciudad y la declaración de huésped ilustre de la capital del país. El primer discurso de su visita oficial a Paraguay fue en el CPJ, donde la princesa Mako manifestó que se sentía muy agradecida por recibir la llave de la ciudad, “que es un símbolo de la amistad por parte de la ciudad de Asunción y del pueblo asunceno”.

También expresó su satisfacción de “visitar esta hermosa tierra y de encontrarme con todos ustedes en esta conmemoración del 80 aniversario de la inmigración japonesa gracias a la invitación del Gobierno del Paraguay, en esta bella época en que las flores de lapacho florecen”. Al referirse al trabajo del CPJ dijo que “me siento muy complacida de que el Centro sea un culto del intercambio cultural y de la contribución a las relaciones amistosas en ambos países”.

Su alteza imperial instó a seguir “adelante con el mutuo entendimiento y el intercambio en varios aspectos entre Japón y Paraguay, que se profundicen aún más a través de las diversas actividades a llevarse a cabo”.

Palabras en guaraní. Terminó su alocución con “muchas gracias” y su equivalente en guaraní, “aguije”, recibiendo un fuerte aplauso de las personas presentes. Durante la presentación de los elencos artísticos, la princesa Mako observó atentamente las danzas, tanto la japonesa como las típicas de Paraguay, presentadas por el Ballet Folclórico Municipal, alumnos de los colegios Japonés, Sakura y Nihon Gakko. Cuando el elenco municipal presentó la danza de la botella, Mako también hizo con las manos los golpes de palma, acompañando a los que realizaban los presentes durante la interpretación de polcas.