24 de agosto
Jueves
Despejado
24°
36°
Viernes
Despejado
23°
34°
Sábado
Muy nublado
21°
35°
Domingo
Mayormente nublado
21°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 3 de junio de 2017, 01:00

Portaaviones de EEUU muestran su fuerza ante Corea del Norte

AFP

WASHINGTON - EEUU

Dos portaaviones de Estados Unidos con sus buques de escolta realizaron esta semana maniobras militares en el mar de Japón, en una muestra de fuerza directa para Corea del Norte, dijo ayer un funcionario estadounidense.

Una docena de buques estadounidenses participaron en estos ejercicios junto a dos naves japonesas, en una jornada de tres días que terminó ayer y que fue encabezada por los portaaviones Carl Vinson y Ronald Reagan.

Los ejercicios se realizaron mientras la tensión se ha incrementado en la región después de una serie de pruebas de misiles realizadas por Corea del Norte, que ha insistido en sus esfuerzos para desarrollar capacidades de un ataque nuclear de largo alcance.

Los dos portaaviones fueron desplegados en abril como “un fuerte mensaje de que la conducta provocadora de Corea del Norte no continuará sin una respuesta nuestra”, dijo el funcionario. Después del ejercicio, el portaaviones Carl Vinson encabezó el regreso a casa hacia el puerto de San Diego, California, mientras que el Ronald Reagan, que tiene su sede en Japón, permaneció en la región. En los meses recientes, EEUU dio pasos para mostrar su músculo militar, en respuesta a lo que ha sido visto como una agresiva demostración de fuerza por parte de Corea del Norte. EEUU respondió el martes a la última prueba de misil balístico de Pyongyang con un ensayo de su escudo antimisiles intercontinental.

Por primera vez un cohete interceptor basado en tierra fue lanzado desde California e impactó y destruyó a un misil balístico intercontinental disparado desde el medio del Pacífico. Washington presentó un proyecto de resolución ante el Consejo de Seguridad de la ONU, como parte de la presión contra Corea del Norte, que podría imponer nuevas sanciones a Pyongyang y condenar sus pruebas recientes en fuertes términos.

El Departamento del Tesoro, por su parte, golpeó con sanciones económicas a numerosas empresas de Corea del Norte que mantienen operaciones comerciales con EEUU.