23 de junio
Viernes
Despejado
20°
28°
Sábado
Mayormente nublado
19°
28°
Domingo
Mayormente nublado
18°
28°
Lunes
Mayormente nublado
18°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
lunes 19 de junio de 2017, 01:00

Por mora de la Corte, juicio oral se interrumpe y ahora debe reiniciarse

En pleno juzgamiento en un caso de supuesta lesión de confianza, en noviembre del 2016, la acusada presentó una excepción de inconstitucionalidad. Como no fue resuelto, el juicio oral ahora debe reiniciarse.

El Tribunal de Apelación en lo Penal, Segunda Sala, ratificó la resolución de los jueces de declarar interrumpido el juicio, y que debe reiniciarse de nuevo. Esto, porque la Corte no resolvió una excepción de inconstitucionalidad.

La acusada es María Gloria Ibarra viuda de Ríos, ex tesorera de la Financiera Internacional SA, quien está acusada por presunta lesión de confianza. Ibarra ahora debe someterse a un nuevo juicio oral y público.

El fallo fue dictado por los camaristas José Agustín Fernández, Cristóbal Sánchez y José Waldir Servín, quienes ratificaron la resolución dictada el 6 de marzo pasado.

En el fallo, con voto dividido, los jueces Carlos Hermosilla, Wilfrido Peralta y Sandra Farías declararon interrumpido el juicio oral y público, por lo que debía reiniciarse desde el principio.

Esto porque la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia no resolvió la excepción de inconstitucionalidad en el juicio que fue planteado por la defensa.

EL CASO. El proceso, que puede llegar a extinguirse, ya que data de 11 años atrás, según refiere la defensa en su apelación. El supuesto perjuicio contra la Financiera Internacional SA, según la acusación, es de G. 95.280.000, con los intereses.

El juicio oral comenzó en noviembre del año pasado. Al inicio del juzgamiento, la defensa de la acusada, el 25 de noviembre de 2016, planteó la excepción de inconstitucionalidad.

El Tribunal de Sentencia dio trámite a la excepción de inconstitucionalidad y elevó el caso a la Sala Constitucional de la Corte, para que esta se pronunciara mientras daba continuidad al juicio oral y público, que se realizó en sesiones consecutivas.

El debate en el juzgamiento culminó el 29 de diciembre del año pasado, con lo que los jueces fijaron para el 6 de febrero de 2017 la continuidad del proceso.

Sin embargo, como la Sala Constitucional no resolvió la excepción, no podían dictar sentencia. Con ello, el juicio oral quedó interrumpido, según lo señalaron los jueces.

La querella apeló el fallo, y quería que los jueces dicten sentencia. Los camaristas ratificaron la resolución y el juzgamiento debe reiniciarse.