7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
31°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 27 de julio de 2016, 00:41

Pepa Pombo evoca el Río de Janeiro de los años 40 en su última colección

Medellín (Colombia), 26 jul (EFE).- La música, colores y olores de Río de Janeiro en los años 40 inspiraron la colección que la marca Pepa Pombo presentó hoy en el segundo día de pasarelas de la feria Colombiamoda, en la que los bordados a mano fueron un elemento diferenciador.

"Esta me ha parecido una colección fantástica porque empezamos los procesos de cero. Nosotros hacemos las telas, teñimos las fibras y después las tejemos, por lo que es una labor enriquecedora que demora en promedio tres meses", dijo a Efe la directora creativa, Mónica Holguín, designada en el cargo por su mamá, Pepa Pombo, en 2002.

En "Blooming Rio", la marca le entregó al público asistente al desfile riqueza de texturas, estampados y materiales.

Así, la presentación evocó unas vacaciones en el lujoso e icónico hotel Copacabana Palace, en donde una mujer cosmopolita disfruta de la playa y las fiestas.

En cada una de las salidas hubo una paleta de colores alegres, que incluyó azul petróleo, baby blue, hawaiian ocean, turquesa, salmón, rosa, arena, nácar, rojo, gris claro y mostaza, y que acompañó a la "viajera" en su día a día en la"sexy" urbe suramericana.

En la pasarela, que tuvo lugar en el recinto Plaza Mayor Medellín, en donde la versión 27 de Colombiamoda se llevará a cabo hasta el próximo jueves, se apreciaron prendas para todas las ocasiones.

"Pensamos en una mujer que viaja mucho y asiste a eventos en varios lugares del mundo y que por lo mismo está en constante movimiento", explicó Holguín.

Por esta razón, las seguidoras de las tendencias que dicta Pepa Pombo encontraron "prendas reversibles, multifuncionales, muy prácticas y fáciles de llevar en la maleta como pantalones anchos, faldas que enmarcan la silueta, bermudas y mangas campana que dan volumen a los brazos", agregó.

Los bordados hechos a mano, que se constituyeron en el hilo conductor del desfile, se basaron en los pisos de las edificaciones de Río de Janeiro en la década de los años 40.

Tanto a Pepa Pombo como a Mónica Holguín les pareció interesante basarse en el hecho de que estas tabletas también se elaboran artesanalmente, por lo que se ajustaban a la perfección a lo que quiere transmitir la marca.

Asimismo, el viaje que propuso la dupla Pombo-Holguín fue "un homenaje a la actriz Carmen Miranda" que se evidenció en los "juegos de estampados florales y en las retículas geométricas", sostuvo la directora creativa.