22 de julio
Sábado
Despejado
17°
28°
Domingo
Despejado
20°
31°
Lunes
Despejado
20°
32°
Martes
Despejado
18°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
viernes 13 de enero de 2017, 01:00

Peleas por muertos del IPS deriva en imputación fiscal

Las peleas entre los empleados de empresas funerarias por los muertos del Instituto de Previsión Social (IPS), derivaron finalmente en la imputación por coacción contra seis personas.

Las amenazas se dieron con armas de fuego, mientras que una denunció que le amenazaron con inyectarle sangre con el virus del sida y de abusar sexualmente de ella.

El fiscal Jorge Noguera imputó por supuesta coacción a Gerardo Céspedes (45 años), Nery Lezcano Cañete (62), Carlos Antonio López (45), José Mercado (37), Isaac Alberto Torres (37) y Ciro Andrés Penayo (29).

Todos son supuestos comisionistas de empresas funerarias. La causa quedó ante la jueza Lici Teresita Sánchez, que les citó para la audiencia de imposición de medidas cautelares.

La magistrada concedió medidas alternativas a Gerardo Céspedes, Nery Lezcano, Carlos López, José Mercado e Isaac Torres, con una fianza de 20 millones de guaraníes para cada uno.

Debe comparecer para el próximo martes, a las 8.00, el imputado Ciro Penayo.

el caso. La denuncia fue formulada por Mirna Fernández, Lourdes Ramos, Juana Riveros, Ramón Oviedo, Hermelinda Carvallo y Arabella Ojeda, todos dueños de empresas funerarias.

Según la imputación del fiscal Noguera, el IPS estableció turnos de 6 horas para 17 empresas funerarias, para que cada uno pueda prestar sus servicios a los familiares de los fallecidos.

Las guardias se hacen frente a la morgue del Hospital Central, y los empleados de las funerarias firman un libro de novedades, conforme explica el fiscal.

Es así que, según el agente del Ministerio Público, los imputados no respetan el sistema de turnos, y les amenazaron en varias ocasiones, con armas blancas y armas de fuego.

Además, Mirna Fernández acusó a Mercado de que supuestamente le va a inyectar sangre infectada con el virus del sida a sus empleados. Otras veces, le amenazó con violarla si no dejaba el turno, explica el fiscal Noguera.

El fiscal cita en su imputación a varios testigos, que dijeron haber presenciado las amenazas y hasta los golpes de los empleados, en las peleas por no llegar a ofrecer los servicios a los familiares de los fallecidos en el IPS.

Según explica el fiscal, los hechos se dan hace unos cuatro meses, donde los comisionistas no respetan el sistema de turnos y se acercan a los ”potenciales clientes”.

Los hechos incluso fueron corroborados por los guardias privados y los policías que cubren el Hospital Central del IPS. La investigación del fiscal continúa.