4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
lunes 8 de agosto de 2016, 01:00

Pan y trabajo pidieron a San Cayetano

Miles de fieles se dieron cita ayer ante el pequeño santuario de San Cayetano, en el barrio Sajonia, para pedir por pan, trabajo y salud, y a la vez saborear un rico tallarín preparado para 400 personas y que constituye toda una tradición en ese lugar.

En la oportunidad fue lanzado el proyecto de construcción de una capilla para el mencionado santo; este consiste en la donación por parte de cada familia de siete ladrillos o, en su defecto, su importe en metálico, que consiste en G. 56.000.

Andrés Caballero, en cuya vivienda se encuentra la imagen venerada, explicó que de su propiedad de 10 por 40 metros, cede al Arzobispado de Asunción la superficie de 7 por 25 metros para materializar la citada obra.

El aporte de la gente será recibido en la residencia ubicada en la intersección de las calles Juan León Mallorquín y Testanova.

“Se cumplen 50 años que la sagrada imagen está en mi casa. De todo ese tiempo, son 20 años de fiesta pública, que de una devoción familiar se convirtió en una verdadera fiesta patronal en Sajonia”, precisó.

“Demos de comer a los enfermos y pobres, visitemos a los presos, a las abuelas en los asilos. Es el año de la Divina Misericordia y tal como lo hacía San Cayetano, aliviemos el hambre de los necesitados y visitemos a los enfermos y a los que están privados de su libertad”, puntualizó Caballero.

SOLIDARIDAD. Jóvenes de diferentes parroquias de Asunción se sumaron a esta festividad religiosa.

Un grupo de adolescentes de la iglesia Virgen de los Dolores, del barrio Vista Alegre de la capital, tuvo a su cargo el rezo del Ángelus, que fue previo a la tallarinada, ante un numeroso público.