26 de septiembre
Martes
Mayormente despejado
19°
33°
Miércoles
Muy nublado
21°
33°
Jueves
Mayormente nublado con tormentas
20°
32°
Viernes
Chubascos
18°
25°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
martes 11 de julio de 2017, 01:00

Palabras del papa Francisco

Cuando nos indignamos por las sentencias injustas contra los campesinos inocentes de Curuguaty recordamos las palabras de Francisco: “Debe de haber juicios claros, juicios nítidos. La Justicia es nítida, es clara” (León Coundou).

A los bañadenses amenazados de desalojo: “No podía estar en Paraguay sin estar con ustedes, sin estar en esta ‘su’ tierra” (discurso dado en el Bañado Norte) .

“La explotación, la falta de medios para sobrevivir, la drogadicción, la tristeza, todas esas cosas nos quitan la libertad” (Juventud).

“Me da tristeza ver un joven jubilado. Qué importante es que ustedes los jóvenes vayan intuyendo que la verdadera felicidad pasa por la lucha de un país fraterno” (Sociedad civil).

“¡Hagan lío! Pero también ayuden a arreglar y a organizar el lío que hacen. Las dos cosas: hagan lío y organícenlo bien” (Juventud).

“Que la Sagrada Familia nos regale ‘pastores’, que nos regale curas, obispos, capaces de acompañar, y de sostener y estimular, la vida de sus familias. Capaces de hacer crecer esa fe solidaria que nunca es vencida” (Bañado).

“Yo les confieso que a veces a mí me da un poquito de alergia el escuchar discursos grandilocuentes con todas estas palabras y, cuando uno conoce la persona que habla, dice: “¡Qué mentiroso que sos!”. Por eso, palabras solas no sirven” (Políticos).

“La patria primero, después mi negocio. ¡La patria primero! Esa es la identidad. Entonces, yo, desde esa identidad, voy a dialogar” (Sociedad civil).

“No queremos jóvenes ‘debiluchos’... No queremos jóvenes que se cansen rápido y que vivan cansados, con cara de aburridos. Queremos jóvenes fuertes. Queremos jóvenes con esperanza y con fortaleza” (Juventud).

“La medida del modelo económico ha de ser la dignidad integral de la persona, especialmente la persona más vulnerable e indefensa” (Palacio de Gobierno).

En estas palabras Francisco nos recordó sobre todo el amor de Jesús para con los empobrecidos. A nosotros nos toca hacerlas realidad hoy en nuestro Paraguay.