23 de mayo
Miércoles
Lluvioso
19°
25°
Jueves
Lluvioso
17°
25°
Viernes
Cubierto
13°
24°
Sábado
Parcialmente nublado
10°
21°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 13 de octubre de 2016, 11:24

Obama recuerda al rey de Tailandia como un "amigo cercano" y socio de EE.UU.

Washington, 13 oct (EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, expresó hoy su pésame por la muerte del rey de Tailandia, Bhumibol Adulyadej, de quien dijo que era un "amigo cercano" y un "estimado socio", al destacar además su defensa "incansable" del desarrollo de su país.

Bhumibol, fallecido hoy a los 88 años en un hospital de Bangkok donde se encontraba ingresado desde hace más de un año, "demostró una dedicación incansable a la mejora del nivel de vida del pueblo tailandés", subrayó Obama en un comunicado divulgado por la Casa Blanca.

"El pueblo estadounidense y yo estamos con el pueblo de Tailandia mientras lloran la muerte de su majestad", afirmó Obama.

El presidente recordó el "honor" que supuso reunirse con el monarca durante su visita a Tailandia en 2012, al destacar su "calidez" y el "profundo afecto y compasión" por su pueblo.

En otro comunicado, el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, se unió a las "profundas condolencias" de Obama por la muerte de Bhumibol, que era el decano de los jefes de Estado del mundo tras 70 años en el trono.

Según Kerry, durante esas siete décadas, el rey lideró Tailandia "con integridad y compasión, siempre atento a las necesidades y aspiraciones del pueblo tailandés".

El secretario de Estado anotó que Bhumibol fue "el único monarca de la historia" nacido en EE.UU. y que hay una placa en Cambridge (Massachusetts) que recuerda que vino al mundo en un hospital de esa ciudad el 5 de diciembre de 1927, mientras su padre estudiaba en Harvard.

Bhumibol "será recordado durante mucho tiempo y se le extrañará profundamente", afirmó Kerry.

En el trono desde 1946, Bhumibol es el único rey que ha conocido la mayoría de los tailandeses, que lo tenían como un ser casi divino, símbolo de unidad y guía de la nación.

El heredero al trono de Tailandia es el príncipe Vajiralongkorn, el único hijo varón de rey Bhumibol y la reina Sirikit.