18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
20°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
10°
22°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 23 de marzo de 2017, 11:39

Marta Minujín inaugura una ensoñación "blanda" en el centro de Argentina

Buenos Aires, 23 mar (EFE).- La artista plástica argentina Marta Minujín inaugura hoy en la ciudad de Córdoba (centro) la exposición "Pasaporte a lo imposible", que consiste en una sala "blanda" a la que los asistentes deben ingresar descalzos para disfrutar del arte y sumergirse en una "ensoñación restauradora".

La muestra, inédita hasta ahora, fue presentada este miércoles ante un público reducido y este jueves abre sus puertas oficialmente hasta el 30 de junio en la Casa Naranja, sede de la empresa Tarjeta Naranja, de Córdoba, capital de la provincia homónima.

El nuevo trabajo de Minujín, que en noviembre obtuvo el Premio Velázquez de Artes Plásticas 2016 que concede el Ministerio español de Educación, Cultura y Deportes, es una versión de una ambientación que realizó por primera vez en Washington en 1973.

La instalación consiste en una "sala blanda" construida con 200 colchones en los que se alzan distintas obras suyas, sobre todo proyecciones audiovisuales, lo que convierte la muestra en una especie de retrospectiva.

Según reveló la artista a la agencia estatal Télam, solo pueden entrar hasta ocho personas en el espacio y tienen que hacerlo descalzos.

"Está planteada, por ejemplo, para un museo como el Metropolitan de Nueva York, donde caminás y caminás y no tenés donde sentarte; es atroz, y de pronto llegás a una galería donde hay arte en las paredes pero donde podés descansar, acostarte y tener un minuto en ensoñación restauradora", contó.

Minujín prepara también la reedición de su instalación "El Partenón de libros", de 1983, que verá la luz el próximo junio de 2017 en la muestra de arte vanguardista dOCUMENTA, de la ciudad alemana de Kassel (centro).

La pieza estará ubicada en la Friedrichsplatz, plaza donde el régimen nacionalsocialista quemó en mayo de 1933 alrededor de 2.000 libros y contará con hasta 100.000 ejemplares.

Será destruida una vez finalice el festival para que los libros puedan ser leídos.