26 de marzo
Domingo
Tormentas
22°
28°
Lunes
Tormentas
21°
28°
Martes
Parcialmente nublado
22°
31°
Miércoles
Mayormente despejado
21°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 11 de enero de 2017, 12:39

"Manteros" de Buenos Aires realizan un segundo día de protestas por su desalojo

Buenos Aires, 11 ene (EFE).- "Manteros" y vendedores ambulantes de Buenos Aires realizaron hoy una segunda jornada de protestas y cortes de calles tras el desalojo que sufrieron este martes por parte de la Policía argentina, en el que hubo incidentes violentos.

Los comerciantes irregulares se concentraron en el porteño barrio de Once, lugar habitual de este tipo de ventas, en medio de un fuerte dispositivo de seguridad.

A diferencia de ayer, la protesta se produjo sin incidentes mientras que, paralelamente, representantes de los denominados manteros se reunieron para negociar con autoridades de la capital argentina, a fin de solucionar el conflicto.

Una primera reunión concluyó sin acuerdo pero habrá otra por la tarde, según informaron a Efe fuentes oficiales.

Una de las condiciones impuestas por el Gobierno de la capital para negociar es que se liberen parcialmente los cortes de calles que mantienen los vendedores desde hace 24 horas en la zona de Once.

Las protestas se iniciaron después de que, a primera hora de ayer, efectivos de la Policía local impidieran que los vendedores ambulantes se instalaran en sus lugares habituales y desarmaran las estructuras montadas para vender sus productos.

Como forma de protesta, los comerciantes irregulares cortaron el tráfico y la tensión fue en aumento hasta que comenzaron a quemar contenedores.

Los manifestantes reivindican, entre otros temas, que no son únicamente manteros los desalojados sino también vendedores con puestos que precisan de un lugar legal en el que realizar sus ventas.

"No queremos planes, lo que queremos es trabajar. La ciudad tiene un montón de plazas con ferias, nosotros lo que pedimos es un espacio para poder laburar (trabajar), pero queremos un lugar donde pase gente", explicó "Chipi", representante de los vendedores, en declaraciones difundidas por la agencia estatal de noticias Télam.

Por su parte, la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) emitió el martes un comunicado para expresar su "absoluto apoyo" a la Policía y a los funcionarios del Gobierno porteño por el desalojo y por "confiscar mercadería de dudosa procedencia".

"Detrás de los manteros hay organizaciones mafiosas que ocupan ilegalmente el espacio público y no pagan ningún tipo de impuestos, generan trabajo esclavo y competencia desleal", denunció la CAME.

Según la entidad, en diciembre se identificaron en la zona de Once a 1.882 vendedores ambulantes, "encabezando, con este resultado, el ránking del comercio clandestino" en la capital argentina.