10 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Interior
miércoles 29 de junio de 2016, 01:00

Manifestación deriva en golpizas en predio de la Junta Municipal de CDE

Aida Molinas, ex concejala municipal de Ciudad del Este, irrumpió en el predio zarandeando a todos con quienes se topaba. Esta actitud derivó en la agresión a dos trabajadores de prensa y una empresaria.

Por Noelia Duarte Solís

CIUDAD DEL ESTE

En el patio de la Junta Municipal de Ciudad del Este (CDE) estaban dos grupos, unos que repudiaban a los ediles de la multibancada y otros que estaban en contra del pedido de intervención de la administración municipal que ya está para su análisis en la Cámara de Diputados.

Pero la fuerte dotación policial no impidió que Aida Molinas, ex concejala municipal, llegara desafiante y con el chasquido de sus dedos, quiso que los manifestantes contra el clan Zacarías "desaparezcan" del predio.

La mujer fue increpada por Alison Anisimoff, empresaria del transporte público, quien fue abofeteada y luego estirada de los cabellos por Alba Snead, funcionaria municipal y presidenta de la seccional colorada Nº 9 de CDE. Ante estos episodios ambos grupos se aglomeraron y Molinas fue llevada por sus seguidores hasta el sector donde estaban concentrados. Nelson Zapata, del Diario Vanguardia, estaba tomando fotografías y fue arrojado al suelo. Pudo identificar a la ex concejala como una de las que le propinaron patadas. También el fotógrafo Ever Portillo recibió una golpiza de uno de los agentes policiales, en medio del tumulto.

A LA SALA DE SESIONES. El grupo liderado por Molinas tuvo un encontronazo con los agentes del orden porque quisieron forzar el cordón policial para ingresar a la sala donde estaban sesionando los concejales. Los gruesos epítetos y estribillos despectivos apuntaron directamente a los ediles Celso Miranda y Juan Carlos Barreto. En medio de las reyertas arrojaron botellas de agua y otros objetos contundentes contra los uniformados y trabajadores de prensa.

La sesión se desarrolló íntegramente pese a todo el griterío e intercambio de insultos que se desarrollaba en el patio de la Junta Municipal. Los críticos a la gestión de la intendenta acusaron a los otros manifestantes de utilizar el dinero del pueblo para movilizarse. A su vez, los que fueron para vociferar contra los concejales redujeron la discusión a cuestiones extremadamente chabacanas, cosa que se extendió hasta poco después de las 13.00.

ENGAÑADaS. Varias personas denunciaron ayer que fueron llevadas bajo engaños hasta la Junta Municipal, unos hablaron que era para participar de una audiencia pública con los ediles. Otros fueron llevados con el argumento de que serían censados para ser incluidos en el programa Tekoporã.

Este dato no fue negado por Juan Vázquez, un funcionario municipal que también dirigió la movilización.

Se limitó a decir que siempre hay casos de ese tipo, pero que deslindaba responsabilidades sobre las versiones que fueron llevados engañados para manifestarse.