24 de febrero
Viernes
Poco nublado con tormentas
21°
33°
Sábado
Parcialmente nublado con chubascos
23°
32°
Domingo
Mayormente nublado
23°
34°
Lunes
Mayormente nublado
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 20 de septiembre de 2016, 01:00

Los líderes mundiales están dispuestos a ayudar a refugiados

AFP, EFE y REUTERS

NACIONES UNIDAS - EEUU

Los 193 Estados de la ONU prometieron ayer intentar mejorar la suerte de millones de refugiados para responder a la mayor crisis migratoria desde la Segunda Guerra Mundial, pero no fijaron objetivos concretos.

Esa declaración de intenciones los compromete a proteger los derechos fundamentales de todos los refugiados y migrantes, aumentar el apoyo a los países que los acogen y promover la educación de los niños refugiados, señaló el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, al inaugurar la primera cumbre de la ONU dedicada a las migraciones. El alto comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, Zeid Ra'ad al-Hussein, rechazó que esta cumbre sea la de autocomplacencia y la comodidad y criticó con virulencia los sectarios y estafadores que se niegan a compartir las responsabilidades y a recibir más refugiados en sus países.

OCDE PIDE MEJORA. La llegada de migrantes a los países de la OCDE aumentó en 2015 por segundo año consecutivo, que subraya la necesidad de nuevas políticas de integración para frenar el creciente sentimiento antiinmigrante de una parte de la población. Alrededor de 4,8 millones de personas emigraron a los países de la OCDE en 2015, un aumento de 10% en relación a 2014, señala este organismo que agrupa a 34 países desarrollados, incluyendo Chile, España y México, en su informe Perspectivas de la Migración Internacional 2016. Entre estas personas, 1,65 millones son solicitantes de asilo, principalmente sirios y afganos, que huyen de la guerra y otras calamidades, una cifra récord. Alemania, la mayor economía europea, se convirtió en el principal destino de los refugiados, con más de un millón de solicitantes de asilo en 2015. Pero, proporcionalmente a su población, Suecia recibió más solicitudes que Alemania (1,6%).