28 de junio
Miércoles
Muy nublado
17°
27°
Jueves
Mayormente despejado
16°
25°
Viernes
Nublado
15°
23°
Sábado
Muy nublado
13°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 13 de febrero de 2017, 21:41

Los Giants dan de baja a Cruz, receptor abierto de origen puertorriqueño

Nueva York, 13 feb (EFE).- La presencia del receptor abierto de origen puertorriqueño Víctor Cruz, con los Giants de Nueva York, llegó a su final después que el equipo de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) anunció hoy su baja de la plantilla.

Cruz, más conocido con el apodo de "Salsa" por la manera como bailaba cuando completaba una anotación, se había convertido en uno de los jugadores predilectos de los aficionados de los Giants, pero las graves lesiones que le afectaron en las dos últimas temporadas fueron las que al final incidieron en su salida.

El equipo anunció la decisión como parte de sus medidas para alejarse del tope salarial. Los Giants dieron de baja también al corredor Rashad Jennings.

Con ambas decisiones, los Giants han abierto un espacio de casi 10 millones de dólares en su nómina.

Sin embargo, los Giants prescinde de dos jugadores que lo ayudaron a volver a los playoffs, algo que el equipo no conseguía desde 2012, cuando ganó el Super Bowl.

Cruz, de 30 años y madre boricua, se incorporó a los Giants como agente libre en 2010. Su agilidad como receptor ayudó a que Nueva York consiguiera su segundo Super Bowl bajo las órdenes del veterano entrenador en jefe Tom Coughlin.

Pero el jugador sufrió lesiones graves de rodilla y pantorrilla, por lo que se perdió buena parte de la campaña de 2014 y la totalidad de la temporada siguiente.

De manera asombrosa, volvió en la campaña anterior, pero se vio limitado a 39 recepciones y un touchdown -la única vez que pudo celebrar con su tradicional salsa--, un rendimiento que no fue suficiente para su continuidad.

Se convirtió en la tercera opción del mariscal de campo estelar de los Giants, Eli Manning, detrás de los receptores abiertos Odell Beckham Jr y del novato Sterling Shepard.

Cruz acumula 303 recepciones para 4.549 yardas y 25 touchdowns en su carrera. Es el décimo mejor en recepciones y yardas en la historia de los Giants.

Pero al margen de su gran aportación en el terreno de juego, su aportación fue más allá del ámbito deportivo. Era un líder y un jugador que parecía mandado a hacer para la televisión por el carisma y alegría que siempre trasmitía.

"Víctor es una de las grandes historias de la NFL", comentó el gerente general Jerry Reese. "Llegó acá y se ganó todo lo que obtuvo".

Reese admitió que todo el proceso que había completado Cruz era modelo de cara a lo que debe ser la superación de un profesional que lucha cada día por hacer bien las cosas.

"Ha sido asombroso verlo crecer de un agente libre no reclutado en el sorteo universitario a un jugador del Pro Bowl y uno de los protagonistas durante la campaña en que ganamos el Super Bowl XLVI. Siempre será uno de los grandes Giants", subrayó Reese.

Cruz creció en la cercana localidad de Paterson, y se coló a la nómina de los Giants con tres anotaciones en un partido de pretemporada ante los Jets de Nueva York.

"Hice algunas cosas grandes aquí. Hay muchas experiencias y momentos que compartí en estas instalaciones, con este equipo y con este jersey", indicó Cruz. "Eso no puede cambiarse ni olvidarse".

Mientras que Jennings, de 31 años, llegó a los Giantes como agente libre en el 2014, luego de cuatro temporadas con Jaguars de Jacksonville y una con Raiders de Oakland.

En tres años, ha participado en 40 encuentros y ha corrido para 2.095 yardas, con 10 anotaciones. Asimismo, aportó 94 recepciones para 723 yardas y dos anotaciones.