7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
31°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 25 de julio de 2016, 01:00

Las redes sociales, cuestionadas después del tiroteo de Múnich

Más redes sociales son blanco de fuertes críticas después del sangriento tiroteo de Múnich: instrumento de información y de ayuda a la investigación, también han sido un vehículo fértil para los rumores falsos que permitieron al asesino tender una trampa a sus víctimas.

Estos canales fueron utilizados por la policía para comunicar en tiempo real sobre esta tragedia provocada por un joven con trastornos siquiátricos que mató a nueve personas e hirió a 16 antes de suicidarse.

Poco después de los primeros tiros, la policía de Múnich multiplicó los mensajes de alerta –en alemán, inglés, francés y turco– en sus cuentas de Twitter y Facebook con el objetivo de informar a la población cuanto antes.

“Se registró un tiroteo, la situación es incierta”, “Permanezcan en casa, no salgan a la calle”, “número incierto de víctimas”, “estamos haciendo todo para encontrar a los autores” de los disparos, indicaron los servicios de seguridad.

Pero en medio del caos provocado por el tiroteo, las autoridades debieron lidiar en internet con rumores locos que evocaban varios ataques simultáneos en la ciudad, la presencia de sospechosos equipados con armas largas o su huida en tromba en coche.

Por otra parte, el tirador se sirvió de una red social para tender una trampa a varias de sus víctimas. Pirateó una cuenta de Facebook para invitarlos a una hamburguesería McDonald’s.

Según la prensa, el tirador, David Ali Sonboly, colgó este mensaje en la red social: “Invito a los que quieran, pero que no sea demasiado caro”. AFP