22 de agosto
Martes
Despejado
19°
26°
Miércoles
Despejado
24°
33°
Jueves
Mayormente nublado
24°
35°
Viernes
Despejado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
sábado 22 de abril de 2017, 01:00

“Las recomendaciones son vinculantes y obligatorias”, afirma Enrique García

La carta orgánica de la Contraloría General de la República (CGR) establece que sus recomendaciones son vinculantes y de cumplimiento obligatorio para los entes sometidos a control, como en este caso es el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), que lleva adelante el proyecto de modernización y ampliación del Aeropuerto Silvio Pettirossi, bajo la Ley de Alianza Público-Privada (APP).

Así manifestó el contralor Enrique García, aunque admitió que hay “doctrinas” que hablan de que no es vinculante. Dijo que esperan que se cancele la licitación del Aeropuerto, principalmente por la no precalificación de las empresas, con lo que se pudo evitar los problemas que se registraron con los oferentes. Las propias autoridades de Obras Públicas admitieron que el dictamen de la CGR será vinculante.

García resaltó además que no se buscó en ningún momento blanquear el proceso. “Estoy orgulloso y satisfecho de nuestra gente y del trabajo que hacemos, no le blanqueamos a nadie ni nos vengamos de nadie, pero tampoco queremos ser instrumentos de nadie, utilizados por nadie para hacer cosas distintas a lo que es la misión constitucional de la institución”, agregó.

Continuó: “Lo mejor que le puede pasar al proyecto es que se cancele. En el acto pueden cambiar la ley, que es confusa, y definir si van a hacer o no la precalificación. Lo que falta es una regla más clara. La norma debe ser más específica, más fina. Cuando se abre una norma general, que dice mucho y no dice nada, no es bueno para nadie, no es bueno para la seguridad jurídica”, aseveró.

En la APP del Aeropuerto la pugna continúa entre Sacyr-Agunsa y Vinci Airports-Talavera & Ortellado. Pero la virtual ganadora, que es Sacyr, tiene varios antecedentes de incumplimiento y problemas judiciales en diferentes países.

Sacyr planteó abonar al Estado paraguayo el 32,06% de los ingresos brutos que genere el Silvio Pettirossi en un año, durante los 30 años del contrato de concesión. Vinci, por su parte, ofertó un insignificante canon de 1,02%.