9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 30 de junio de 2016, 13:15

Las hijas de Obama, de compras y comida por las céntricas calles de Madrid

Madrid, 30 jun (EFE).- Malia y Sasha, hijas de Barack y Michelle Obama, aprovecharon hoy la mañana en Madrid mientras su madre cumplía con la agenda oficial para ir de compras y, más tarde, reunirse con ella para comer en un restaurante tradicional de cocina española del centro de la ciudad.

Esas actividades generaron un notable revuelo creado allí por donde pasaba la comitiva de guardaespaldas y acompañantes.

En la Gran Vía madrileña, una de las arterias más comerciales y emblemáticas de la capital de España, entraron en varios establecimientos de ropa y complementos, rodeadas de medio centenar de personas, entre periodistas y curiosos, que seguían sus pasos sin perder detalle.

La expectación se respiraba antes incluso de la llegada de las adolescentes al centro de la ciudad: los responsables de la seguridad de Malia y Sasha Obama habían avisado de que "alguien" iba a entrar en las tiendas, pero no quisieron dar ninguna pista de quién.

Tras la mañana de compras, ambas acudieron a La Castela, un restaurante de referencia de cocina de mercado, donde hace unos días también disfrutaron de sus exquisiteces el actor Harrison Ford y su mujer, la actriz Calista Flockhart.

Ante la sorpresa del personal del establecimiento, allí las esperaba su madre, que por la mañana había participado en una conferencia en defensa del derecho a la educación de niñas y adolescentes.

Tras almorzar, se marcharon causando el mismo movimiento de curiosos y periodistas que habían formado al llegar.

Mañana abandonarán España tras una expedición que hace las veces de avanzadilla; Barack Obama realizará del 9 al 11 de julio su primera visita al país desde su llegada a la Casa Blanca en 2009 y también la primera de un presidente estadounidense en 15 años.