10 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 17 de octubre de 2016, 08:48

Larga vida a Depeche Mode: "Aún disfrutamos haciendo música"

Madrid, 17 oct (EFE).- El final de Depeche Mode tras más de 35 años en activo abriendo nuevos senderos a la electrónica parece más lejano de lo que ellos mismos apuntaban hace no tanto. Como prueba, las palabras de Martin Gore, su cerebro no tan en la sombra, ante su próximo disco y la colosal gira mundial que lo acompañará.

"Aún disfrutamos haciendo música", asegura el guitarrista y teclista de Dagenham (Inglaterra) en una charla con Efe horas después del multitudinario acto en Milán (Italia) en el que la semana pasada presentaron su "Global Spirit Tour".

Las razones de esta exhibición de fuerza, dice, son sencillas. Tras meses de encierro preparando su decimocuarto disco de estudio, que llevará por título "Spirit", tenían ganas de desentumecerse con un gran reencuentro público.

"Nos gusta realizar eventos como este ante una gira así, porque es una gran gira", afirma ante su próxima visita a estadios emblemáticos como San Siro en Milán o el de Francia de París.

Solo en Europa, donde echará a andar el 5 de mayo en Estocolmo, los ingleses darán 32 conciertos en 21 países. Eso en plena era "postbrexit".

"Estoy abatido por el hecho de que Reino Unido decidiera abandonar la UE. Es un error terrible. No creo que la decisión debiera recaer en el pueblo, porque es un asunto complicado y, de hacerse, debió salir adelante con una mayoría suficiente", opina.

Sobre si asuntos como aquel o el empuje (ahora en retroceso) en EE.UU. de un candidato a presidente tan conservador como el republicano Donald Trump dibujaron para ellos un escenario falto de valores y eso propició el título del nuevo disco, se encoge de hombros.

"Ni siquiera ahora está claro para nosotros por qué lo llamamos así, más allá de que es una palabra con un significado muy fuerte", responde, antes de señalar sus dudas no implican que no haya un hilo conceptual.

Lo que sí asegura que es tienen "mucha confianza" en un álbum que está "prácticamente terminado" y que ha contado con la producción de James Ford, miembro de Simian Mobile Disco, conocido sobre todo por su toque en los discos de Arctic Monkeys.

"Fue Daniel Miller (fundador del sello Mute Records, precursor de la música electrónica y "mentor" de Depeche Mode) quien nos sugirió a Ford. Lo que nos gustaba de él es que ha hecho álbumes muy diferentes en géneros muy distintos y todos suenan realmente bien", explica.

Muy enigmático, solo anticipa que el disco estará en la calle probablemente en marzo y que su primer sencillo debería empezar a sonar "unas seis semanas antes".

"Spirit", que llegará al mercado tras "Delta machine" (2013), completaría la cuenta de "dos discos más" que comentó el bajista Andrew Fletcher en una charla con Efe en 2011, cuando fantaseaba con un posible retiro de Depeche Mode. Gore conjura ese final con sus palabras.

"Grabar y tocar son los dos lados de una misma moneda y disfrutamos ambos. En lo que a mí respecta, solía ponerme más nervioso antes cuando saltaba al escenario. Ahora me lo paso mucho mejor", cuenta.

Gore concibe su música como "una forma de arte" que, para esta gira, volverá a unirles al fotógrafo y realizador Anton Corbijn, responsable de muchos de sus videoclips (los cuales se editan de manera integral el 11 de noviembre en un triple DVD).

El próximo mes se reunirán para preparar los diseños y visuales de la gira. Habrá que componer, además, el repertorio, "una tarea cada vez más complicada", sin poder soslayar bombazos como "Enjoy the silence" o "Personal Jesus", ambas compuestas por él.

"Nunca me canso de nuestros grandes éxitos. El público los disfruta tanto que siempre es gratificante percibir esa emoción en la multitud", asegura.

Y sobre su presencia en festivales como el español Bilbao BBK Live! cuando son un grupo que llena espacios, asegura que procuran mezclar ambos formatos.

"Aunque normalmente prefiero los primeros, a veces resulta muy interesante ver quién más toca contigo en los segundos", indica.

"Global Spirit Tour" tendrá un componente social, ya que recaudará fondos para proveer de agua potable a zonas donde el acceso está restringido.

"Creo que implicarse en campañas solidarias puede marcar una diferencia. Si la música logra que la gente piense, que se conciencie, quizás podremos cambiar el mundo, aunque sea mínimamente", apostilla.

Tras el tramo europeo del "tour", Depeche Mode seguirá su periplo por América, tras las monumentales cifras de su anterior gira, que les permitió tocar ante más de 2,5 millones de personas.

Javier Herrero