16 de agosto
Miércoles
Mayormente nublado
13°
26°
Jueves
Despejado
16°
27°
Viernes
Parcialmente nublado
19°
28°
Sábado
Tormentas
16°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 23 de abril de 2017, 03:17

La ultraderecha alemana define su rumbo electoral en un turbulento congreso

Colonia (Alemania), 23 abr (EFE).- La ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) define hoy su rumbo ante los comicios generales del próximo septiembre, en el cierre de un congreso federal marcado por las turbulencias y el desacato a su líder, Frauke Petry.

Los 600 delegados del partido, reunidos en Colonia, elegirán al equipo que encabezará las listas de la formación en las generales, que probablemente integrarán el vicepresidente Alexander Gauland y la eurodiputada Beatrix von Storch.

Ambos políticos pertenecen a la línea dura del partido, la llamada vieja guardia, y se espera que además se incorpore en esa fórmula a Alice Weidel, una joven asesora empresarial que representa a sus nuevas generaciones.

Petry, quien pocos días antes del congreso anunció que no encabezaría las listas del partido, sufrió ayer una serie de reveses, ya que los delegados ni siquiera admitieron a debate una moción con la que quería marcar una vía "realista" de futuro.

En cambio, se aclamó al copresidente de la AfD, Jörg Meuthen, su compañero en la dirección bicéfala del partido, quien defendió un rumbo radical y descartó toda posibilidad de entrar en una coalición de Gobierno con otras formaciones.

Meuthen abogó por aprobar un programa electoral que integre las propuestas de su ala más dura, desde el abandono del euro al cierre de fronteras para la inmigración y las expulsiones de todo extranjero que cometa delitos de cierta gravedad.

La apertura del congreso se vio salpicada ayer por varias manifestaciones de protesta, así como conatos de ataque por grupos de la izquierda radical a algunos delegados de AfD.

La mayor concentración se desarrolló sin incidentes y tuvo una amplia representación de partidos políticos y líderes del estado federado de Renania del Norte-Westfalia, donde se encuentra Colonia.

El congreso de la AfD coincide con la campaña para las elecciones regionales que se celebrarán el 14 de mayo en ese estado federado, el más poblado del país y gobernado por socialdemócratas y verdes.

La AfD, con escaños en 11 de los 16 "Länder" alemanes, aspira a acceder en septiembre al Parlamento federal (Bundestag), algo que hasta ahora no logró ningún partido de ese espectro.

En los últimos meses ha perdido algo de fuerza electoral, inmersa en sus divisiones internas, y los sondeos le pronostican ahora que en esas generales obtendrá entre un 8 y un 9 %, en lugar del 11 o 13 % que se le vaticinaba unos meses atrás.