3 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
29°
Domingo
Mayormente despejado
21°
32°
Lunes
Mayormente despejado
23°
35°
Martes
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 17 de octubre de 2016, 09:50

La tasa de graduación de la secundaria en EE.UU. supera el 83 %, un nuevo récord

Washington, 17 oct (EFE).- La cifra de estudiantes que completan la educación secundaria en EE.UU. alcanzó el 83,2 % en el año escolar 2014-2015, con lo que marcó un nuevo récord que será destacado hoy por el presidente Barack Obama en un discurso en un instituto de Washington.

En un comunicado, la Casa Blanca destacó que ese porcentaje récord fue 4,2 puntos porcentuales superior al del año escolar 2010-2011 (79 %).

Por grupos de población, el que registró un mayor avance durante el periodo analizado fue el de los negros, cuya tasa de graduación de la secundaria pasó del 67 % al 74,6 %, con un aumento de 7,6 puntos porcentuales.

En cuanto a los hispanos, la mejora en su tasa de graduación fue de 6,8 puntos porcentuales, al pasar del 71 % en el año escolar 2010-2011 al 77,8 % de 2014-2015, de acuerdo con los datos de la Casa Blanca.

Obama visitará hoy el instituto Benjamin Banneker de Washington para destacar los avances en sus casi ocho años de mandato en lo que respecta a la "mejora de oportunidades y resultados educativos" de los niños y jóvenes de todo el país, según la Casa Blanca.

Entre las medidas sobre educación que ha tomado Obama desde que llegó a la Casa Blanca en 2009 destaca la asociación entre el Gobierno federal y los estados para dar formación preescolar a niños de cuatro años de familias de rentas bajas y medias.

Además, el presidente lanzó en 2013 una iniciativa que persigue lograr, con ayuda del sector privado, que para 2018 el 99 % de los estudiantes del país tengan conexión a banda ancha de alta velocidad.

Obama también ha fortalecido el programa de becas Pell, destinado a estudiantes de bajos recursos, y ha tomado varias medidas para ayudar a los universitarios a gestionar mejor los préstamos estudiantiles, que dejan endeudados durante años a la mayoría de los que se licencian.