9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 7 de noviembre de 2016, 18:03

La oposición venezolana pide que el diálogo sirva para resolver la crisis económica

Caracas, 7 nov (EFE).- El partido opositor venezolano Un Nuevo Tiempo (UNT) pidió hoy que la mesa de diálogo que se instaló el pasado 30 de octubre entre el Gobierno del presidente Nicolás Maduro y la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) sirva para resolver la grave crisis económica que atraviesa el país.

UNT, una de las principales organizaciones que integran la MUD y que participó tanto en las reuniones exploratorias como en la instalación formal del proceso de diálogo, subrayó la necesidad de dar prioridad al suministro de alimentos y medicinas, generalmente escasos en Venezuela en medio de la crisis.

El presidente de UNT y primer vicepresidente del Parlamento venezolano, Enrique Márquez, aseveró que en el país urgen "políticas claras y efectivas" de orden económico y no las "fracasadas del gobierno" que, afirmó, de mantenerse, tenderán a empeorar la situación.

"El diálogo tiene que ocuparse de lo económico. Para que el dialogo sea positivo tiene que ser positivo para el pueblo venezolano. UNT está en la mesa de diálogo a favor del pueblo y no de nuestra ambición de políticas partidarias", dijo Márquez en rueda de prensa.

El presidente de UNT pidió al gobierno de Maduro dejar entrar a Venezuela alimentos y medicinas por la vía humanitaria, tal y como lo han ofrecido varios países de Latinoamérica, según un comunicado.

"La inflación ha aumentado y por ende los precios de todos los productos y servicios. La moneda se ha depreciado a niveles peligrosísimos. Solo en las últimas tres semanas se ha depreciado en más de un 70 por ciento", continuó el diputado quien no ve soluciones económicas posibles mientras Maduro siga en el poder.

Por todo lo anterior, Márquez instó al Ejecutivo a eliminar controles -régimen cambiario, regulación de precios- y fortalecer la confianza con el sector privado para que inviertan en el país.

El diálogo en Venezuela es auspiciado por la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y cuenta con la mediación del Vaticano.

La mayoría de voceros de la MUD insiste en que de estas conversaciones debe surgir un anuncio de elecciones presidenciales mientras que el chavismo reitera la necesidad de que el diálogo se enfoque en atender los problemas económicos.