10 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 26 de octubre de 2016, 13:45

La ONU lamenta retirada de Gambia y Burundi de la Corte Penal Internacional

Naciones Unidas, 26 oct (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, lamentó hoy la anunciada decisión de Gambia y de Burundi de retirarse de la Corte Penal Internacional (CPI) y negó que sea señal de una "desintegración" del tribunal.

El Gobierno de Gambia anunció este martes que se retiraba de la CPI y acusó a ese tribunal, con sede en La Haya, de "perseguir a los africanos".

Una decisión en ese sentido fue anunciada en días pasados por Sudáfrica y por Burundi.

El portavoz de Ban, Stpéphane Dujarric, informó hoy en su rueda de prensa diaria que la ONU no ha recibido formalmente las notificaciones de Gambia y Burundi sobre su retirada de la CPI, pero se remitió a informes de prensa para valorar esa decisión.

"Es algo que el secretario general lamenta mucho (...). La CPI es un componente clave en el sistema internacional de justicia", agregó el portavoz.

La fuente reconoció que existe un "debate abierto" sobre el papel de la CPI, pero dijo que esas preocupaciones deberían dirigirse a la asamblea de Estados signatarios del Tratado de Roma, por el cual se creó la CPI.

Esas preocupaciones, insistió, deberían resolverse "antes de tomar una decisión drástica como la de retirarse de la CPI".

Dujarric rechazó que los anuncios de los tres países africanos sean una "señal de desintegración" de ese tribunal, y lamentó especialmente el caso de Gambia por el hecho de que la fiscal general de ese tribunal, Fatou Bensouda, es originaria de ese país.

Según informó anoche el ministro gambiano de Información, Sheriff Bojang, Gambia se retira de la CPI por el hecho de que mientras ese tribunal se centra en perseguir a los dirigentes africanos, "al menos 30 países occidentales han cometido crímenes de guerra" desde la creación del tribunal.

La semana pasada el presidente de Burundi, Pierre Nkurunziza, también firmó la retirada del tribunal, que investiga la violencia política que se desató en el país en abril de 2015.

Sudáfrica, por su parte, justificó su decisión al asegurar que la CPI está "en conflicto" con su ley nacional de inmunidad diplomática y, además, afecta negativamente a sus relaciones internacionales.