21 de febrero
Martes
Parcialmente nublado
25°
36°
Miércoles
Tormentas
25°
35°
Jueves
Muy nublado
24°
36°
Viernes
Chubascos
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 8 de febrero de 2017, 09:47

La inflación de Brasil en enero fue la menor para el mes en 38 años

Río de Janeiro, 8 feb (EFE).- La inflación de Brasil en enero fue de 0,38 %, la menor tasa para este mes desde 1979 y casi tres veces inferior a la registrada en el mismo período de 2016 (1,27 %), informó hoy el Gobierno.

La fuerte desaceleración de la inflación permitió que el índice interanual hasta enero se ubicara en 5,35 %, la mitad del 10,71 % medido entre febrero de 2015 y enero de 2016, según los datos divulgados este miércoles por el gubernamental Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE).

Los índices son compatibles con la meta que se impuso el Gobierno de concluir 2017 con una inflación de 4,5 %, con un margen de tolerancia de un punto y medio porcentual, lo que permite que la tasa llegue hasta el techo de 6,0 %.

De acuerdo con un sondeo divulgado el pasado lunes por el Banco Central, los economistas del mercado financiero prevén que el país terminará este año con una inflación de 4,64 %, la menor tasa para un año desde 2009 (4,31 %).

Brasil concluyó 2016 con una inflación de 6,29 %, una tasa por debajo del entonces techo de tolerancia (6,5 %) y muy inferior al 10,67 % medido en 2015, cuando el país registró el mayor índice en trece años.

La actual desaceleración de los precios se produjo en medio de la mayor recesión ya enfrentada por Brasil en las últimas décadas y que ha provocado una fuerte caída del empleo y de la renta, lo que se ha reflejado en la demanda y el consumo.

La economía brasileña se retrajo 3,8 % en 2015, su peor resultado en 25 años, y, según las últimas proyecciones, encogió otro 3,5 % en 2016. Brasil, según estos datos, encadenó dos años consecutivos de crecimiento negativo, algo que no ocurría desde la década de 1930.

La inflación en enero pudo haber sido menor si las tarifas de autobuses urbanos no hubieran subido 2,84 % en el mes. En el índice mensual también influyó el aumento de los precios de los combustibles: 3,10 % del etanol y 0,84 % de la gasolina.