22 de noviembre
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
lunes 26 de noviembre de 2007, 12:22

LA HISTORIA DE LA ANR

El Partido Colorado es la agrupación política partidaria más grande del país. Nace el 11 de setiembre de 1887 y su figura más emblemática es el general Bernardino Caballero.

0
Imprimir Agrandar Achicar

Fuente: ANR

EL GRAN CLUB DEL PUEBLO Y EL CLUB DEL PUEBLO

El Partido Colorado o Asociación Nacional Republicana nace oficial y formalmente el 11 de setiembre de 1887, si bien latía desde hacía muchos años en el corazón de todos los paraguayos y era una realidad tangible con el nombre de partido paraguayista, como lo llama Carlos R. Centurión, o Partido Nacionalista, como lo llama Crisóstomo Centurión.

Es la corriente que acompañó a Francia en sus años de grandeza nacional y es la que llegó hasta las tumbas del Gólgota americano con el Mcal. Francisco Solano López, y va a ser después la que reivindicará la memoria del Mariscal.

Ocupada Asunción por los Aliados, se abocan éstos, con su "cuarta aliado", a dar un nuevo Gobierno al Paraguay. Y si bien en el artículo 8° del infame Tratado de la Triple Alianza se estipulaba que una vez derrocado el actual gobierno del Paraguay "el pueblo paraguayo podrá elegir el gobierno y las instituciones que le convengan, no incorporándose ni pidiendo el protectorado de ninguno de los aliados, como resultado de la guerra", la realidad fue muy otra. Se impuso un gobierno y constantemente --como en un vaivén-- fueron las presiones argentinas o brasileñas las que decidieron las cuestiones internas del país.

Muerto el Mcal. López al frente de sus tropas en Cerro Corá, los invasores deciden que el Paraguay necesita una nueva Constitución Liberal y así comienzan los ajetreos políticos de esa Convención. Con tal motivo aparecen los "Clubes Políticos". El Club del Pueblo y el Gran Club del Pueblo despectivamente, pero con honra, "Petít Club López", el segundo llamado Partido Liberal, aglutinando, como lo dice Ezequiel González Alsina, a "lo más influyente del liberalismo importado, y donde esta doctrina se enuncia como un ariete de demolición contra todo lo que representará el pasado del país" del Partido Democrático no habla ni exalta los derechos, sino fundamentalmente los deberes de los ciudadanos y del Estado para con la Nación.

El Gral. Bernardino Caballero, fundador del Partido Colorado e inspirador del Manifiesto de 1887, no fue un político profesional, fue un patriota que nos introdujo en el fabuloso mundo del choque de las ideas. Organizó las primeras elecciones libres y democráticas realizadas en nuestro medio. Fue el Primer Presidente Constitucional, después de 1870, que tuvo la autoridad y el respaldo popular suficiente para concluir su período presidencial.

Fundó un partido político que por sus profundas raíces en la tradición nacional y por nutrirse en los hondones del alma paraguaya ha subsistido a la acción corrosiva del tiempo, sin necesidad de claudicaciones o acomodos doctrinarios como el mistificado Partido Liberal.

Su espada, la de Bernardino Caballero, ha alumbrado las páginas más gloriosas de nuestra historia y su vida pública ilumina aún hoy el camino del bien y del engrandecimiento patrio y el de la felicidad de nuestro pueblo. Seguirlo, imitarlo, es acción patriótica.

Fue un geoestratega. Planeó la construcción de un ferrocarril que cruzando todo el Chaco nos uniera con Bolivia; distribuyó y vendió tierras en el Chaco para establecer colonias y determinar así nuestra posesión pacífica de esas tierras. Sus títulos sirvieron de prueba de la soberanía del Paraguay sobre la Región Occidental cuando el conflicto de límites con Bolivia. Grande fue su gobierno, trascendente el pronunciamiento de 1877, no solo por lo que significó sino por la proyección que tiene hoy mismo en la vida nacional.

"Para quienes sostienen que el Partido Colorado es un rama del liberalismo impuesto al Paraguay por la horrenda "cruzada libertadora" de la Triple Alianza, el Manifiesto del 11 de setiembre de 1887

CONSTITUYE UNA VALLA INSALVABLE. No hay manera de concertar los espejismos de la doctrina liberal con los postulados que desde aquella lejana fecha orientan la vida y el desenvolvimiento de nuestra poderosa asociación política".

El énfasis puesto por Ezequiel González Alsina en la transcripta afirmación se justifica y la misma es un apotegma ya que puede demostrarse lógica y documentadamente.

El mencionado "Manifiesto" tiene una vitalidad objetiva independientemente de la personalidad de su fundador, y es así que se levanta triunfante frente a tanta ideología extraña, frente a tanta mistificación, frente a tanta resemantización de conceptos que hace que las cosas no sean lo que eran ni digan lo que dicen.

El Manifiesto de 1887, es una realidad objetivada por las circunstancias, y si bien nacido en el "cénit" de las ideologías liberales tiene el valor y el gran mérito de serle antagónico.

******

FECHA DE FUNDACIÓN DEL PARTIDO LIBERAL

Los liberales, llámense Radicales o Liberales a secas, sostienen que su partido fue fundado el 10 de julio de 1887. Sin embargo, este partido data de mucho antes de la guerra y se gestó ya con exiliados antilopiztas en Buenos Aires, como lo hemos visto anteriormente.

Lo que nos dicen los documentos, por encima de cualquier apreciación subjetiva que pueda suponerse interesada es que ya el 12 de mavo de 1870, Benigno Ferreira, lanza su famoso manifiesto rotulado a grandes rasgos de esta forma: "EL JEFE DEL PARTIDO LIBERAL DE LA REPÚBLICA", tal documento ha sido publicado en el 'libro "La Convención Nacional Constituyente" de Héctor Francisco Decoud.

La primera reflexión lógica e indudable que resulta de la lectura de tal documento es que en esa fecha, 12 de mayo de 1870, existia el

Partido Liberal y que su presidente era Benigno Ferreira.

El 2 de julio de 1887, se hecha las bases para el establecimiento de un centro político, bajo la denominación de "CENTRO DEMOCRÁTICO". En ninguna parte se dice que se funda el Partido Liberal ni que el nombre será el de Partido Liberal, ver acta de fundación del Centro Democrático, libro de Gómez Freiré Steves,

El 10 de julio del mismo año, se establece el acta definitiva de Constitución del "Centro Democrático", y dice textualmente el documento: "Y teniendo presente la necesidad sentida de un tiempo a esta parte de una agrupación semejante, nos los abajo firmados nos hemos reunido espontáneamente y constituimos por resolución unánime una sociedad política que "DENOMINAMOS CENTRO DEMOCRÁTICO".

Según Gómez Freire Steves, desde la primera de las fechas a dicho Centro Democrático se le llamó "Partido Liberal", pero ya hemos visto de que hay constancia que anteriormente ya existía el Partido Liberal.

Los liberales que reconocen un solo y único origen, le niegan paternidad a Benigno Ferreira, tal vez por repugnable sus antecedentes legionarios, y sostiene el 10 de julio de 1887 como fecha de su nacimiento alegando que el anterior partido liberal nada tiene que

ver con el Centro Democrático, fundado en 1887, y como prueba arguyen que no todos los miembros del primer partido liberal, suscriben las actas del Centro Democrático y que igualmente no todos los que suscriben las Actas de Fundación del Centro Democrático, habían suscrito la fundación primer partido liberal, llamémosle así provisoriamente para desarrollar la hipótesis.

Sin embargo, tal defensa es interesada, y los hechos posteriores demostraron que el Partido Liberal fue uno solo y que su nacimiento data de 1870. En efecto, cuando luego de la muerte de Eduardo Vera, en la intentona subversiva del 18 de octubre de 1891, la división liberal era tan profunda que no había posibilidad de conciliación, la Asamblea liberal reunida para la renovación de la Comisión Directiva del Centro Democrático, elige una lista en la cual estaba incluido Benigno Ferreira, que a la sazón vivía en Buenos Aires (desde 1874 a 1894). Así es elegido Ferreira como Presidente del Centro Democrático y Fabio Queírolo como Vice-Presidente, quien en tal carácter le escribe una carta a Buenos Aires, a Benigno Ferreira, pidiéndole su regreso al país para hacerse cargo del liberalismo unificado. Benigno Ferreira, acepta tal designación, pero condicionando prácticamente su regreso, afirmando que aceptaba tal designación en la convicción "de que el Centro Democrático, cuya Presidencia le ofrecían --que desde luego no le podían ofrecer si no era afiliado-- NO ERA SINO LA CONTINUACIÓN HISTÓRICA DEL GLORIOSO PARTIDO LIBERAL DEL CUAL FUERA PRESIDENTE en 1870".

Esta carta fue aceptada por todos y publicada en primera plana en "EL PUEBLO", órgano periodístico del Centro Democrático.

Ferreira vino después a Asunción para hacerse cargo de la Presidencia del Centro Democrático y en una de sus primeras reuniones, realizadas por la Comisión Directiva bajo su presidencia, El Centro Democrático, por influencia o deseo de Benigno Ferreira, y por reconocer sus antecedentes en 1870 decide modificar el artículo 1º de su Estatuto y así sustituye el nombre de Centro Democrático por el de Partido Liberal, lo que implica el reconocimiento de la tesis de Ferreira de que "el Centro Democrático no es sino la continuación histórica del partido del cual fuera Presidente en 1870".

En consecuencia, no hay duda que el Partido Liberal fue fundado en 1870, por Benigno Ferreira.

La defensa liberal de argumentar que no todos los que fundaron el partido en 1870 estaban entre los que fundaron el Centro Democrático en 1887, es bien pobre pues, de admitirse, el Partido Liberal habría sido fundado una docena de veces, dado que cada división o enemistad entre sus líderes originaba la creación de una nueva facción, en las que lógicamente no estaban todos los que estaban en el "partido anterior" y aparecían nombres nuevos y distintos, sin que eso significara que fuera un nuevo partido, pues, -años después se unían nuevamente y aparecían los que estaban y los que no estaban.

Así sucedió cuando se produjo la división del partido liberal entre cívicos y radicales. En efecto, el 23 de febrero de 1895 se hace cargo Ferreira de la Presidencia del Centro Democrático, Partido Liberal, e integran el Directorio Taboada, Queirolo, González Navero, Ibarra Legal, Insaurralde, Fernando Carreras, Soler, Genaro Pérez y otros. Poco después, "El Pueblo", órgano periodístico de la agrupación redactado por Báez, Queirolo, Audibert, etc., hace una crítica sobre el empréstito de 1872, que Ferreira considera lesiva a su dignidad y renuncia, quedando como Pdte. del Partido Fabio Queirolo.

En esa fecha aproximadamente el Partido Liberal, suscribe un pacto con el oficialismo en virtud del cual son electos senadores D. Emiliano González Navero, y Don Ildefonso Benegas y Diputados D. Antonio Taboada, los Dres. Cecilio Báez, Audibert y Garcete. Como consecuencia de este proceso electoral y por influencia de Fernando Carreras se forma "UN BANDO DIFERENTE" (1) "EL QUE SIGUIESE LAS INSPIRACIONES DE LA COMISIÓN EN MAYORÍA Y QUE SE denominase RADICAL".

Según la tesis liberal, este sería un nuevo partido y de consiguiente podría datarse de esta fecha, según tales caprichosas interpretaciones, la fundación del Partido Liberal, porque en este grupo no están todos los que estaban en el anterior partido que se integran al otro bando, el denominado "cívico".

Igual afirmación podría hacerse con respecto a la fundación del Partido Liberal democrático, en 1910, lo que daría otra nueva fecha de fundación del Partido Liberal. Tan peregrina y singular tesis sirvió, sin embargo, en un momento dado para que el neoradicalismo, afirmara su existencia como partido diferente del Partido Liberal, y solicitara su reconocimiento como antiguo partido fundado en 1894 bajo el nombre de Partido Radical, lo que le permitió ingresar al proceso democrático en 1967 y participar en la Convención Nacional Constituyente de ese año, y luego en las Cámaras del Congreso hasta la fecha.

El mismo juego quiso hacer, sin éxito, un grupo desprendido del liberalismo, en 1972, encabezado por el entonces Senador Nacional Enzo Doldán, pretendiendo su inscripción como "Partido Liberal Democrático".

Hoy estamos presenciando la unión entre los neoradicales de 1967 y los neoliberales de 1962, con lo que se demuestra una vez más que son una sola y misma cosa, pero que según su conveniencia nacen en fechas distintas y acomodaticias. (Acta entre Liberales y Radicales publicada en el Radical 3ra. Semana de Julio de 1976).

La verdad histórica es una, el Partido Liberal nace en 1870, siendo su fundador el Capitán de la Legión Paraguaya Don Benigno Ferreira, posteriormente Gral. y Doctor, los acomodos circunstanciales y electoralistas no cambian esa fecha.

*****

FUNDACION DE LA ASOCIACION NACIONAL REPUBLICANA

(PARTIDO COLORADO)

EL 11 DE SETIEMBRE DE 1887

El Partido Colorado nació en la vida cívica del Paraguay bajo el signo de la democracia.

ACTA DE FUNDACION

"En la Ciudad da Asunción, a los once días del mes setiembre de mil ochocientos y ochenta y siete, reunidos en Asamblea General los socios y les que se adhieren al patriótico pensamiento de la Asociación Nacional Republicana, a invitación de la Comisión Provisoria nombrada en la primera reunión del 25 de Agosto del mes próximo pasado, con el objeto de discutir y aprobar los Estatutos y el Programa confeccionados por dicha Comisión; abierta la sesión, y dada la lectura a de cada uno de los expresados documentos, fueron aprobados sucesivamente por aclamación y sin modificación alguna.

"En seguida y a moción del Señor Don Carlos Rojas, fueron propuestos y electos para componer la Junta Directiva los ciudadanos siguientes: Presidente: Bernardino Caballero; Vicepresidente 1º. José Segundo Decoud; Více Presidente 2º. Higinioa Uriarte; Secretario: Juan González; Pro Secretario: Remigio Mazó; Tesorero: Santiago Cardozo; Vocales: Miguel Alfaro, Angel Benítez, José González Granado, Juan C. Centurión, Zacarías Samaniego, José R. Mazó, Federico Muñoz, Juan de la Cruz de 1ª Jiménez, Germán Miranda Cantalicio Guerreros, Esteban Rojas, Miguel Viera, Félix de los Rios y Jaime Peña.

"Acto contínuo se resolvió por aclamación que todos los socios presentes recorrieran en procesión cívica las calles Palma y Progreso hasta la quinta del General Don Bernardino Caballero, como una manifestación de la importancia de esta Asociación, y la popular y general aceptación del patriótico pensamiento que le sirve de credo y de norma para sus futuros trabajos politicos.

"Con lo que terminó el acto firmando a continuación todos los ciudadanos presentes.

"BERNARDINO CABALLERO, Presidente -- JOSE S. DECOUD Vice Presidente 1º. - HIGINIO URIARTE, Vice Presidente 2º. - JUAN G. GONZALEZ, Secretario -- REMIGIO MAZO, Pro Secretario - SANTIAGO CARDOZO, Tesorero -- Vocales: MIGUEL ALFARO - ANGEL BENITEZ - JOSE GONZALEZ GRANADO -- JUAN C. CENTURION - ZACARIAS SAMANIEGO -- JOSE R. MAZO -- FE DERICO MUÑOZ -- JUAN DE LA CRUZ GIMENEZ -- GERMAN MIRANDA -- CANTALICIO GUERREROS - ESTEBAN ROJAS - MIGUEL VIERA -- FELIX DE LOS RIOS -- JAIME PEÑA -- Siguen las firmas".

******

Manifiesto de la Asociación Nacional Republicana dirigido en

fecha 11 de Setiembre de 1887, al pueblo de la República.

"El Partido Nacional Republicano es una agrupación de ciudadanos, que animados de un sentimiento común, el de la prosperidad y engrandecimiento de la patria, dirigirá todos sus anhelos a hacer efectivos los grandes propósitos consignados en el bello preámbulo de la Constitución de la República.

"No nace nuestro partido obedeciendo a principios de afección pasajera y personal; ni tampoco data su existencia de ayer; cuando resolvimos constituirnos en asociación política. Los elementos que lo componen han mancomunado más de una vez sus fuerzas dispersas para mantener la bandera de los principios, a cuya sombra se han cobijado los buenos para defender la libertad, la justicia y el derecho. He ahí su gloriosa cuna en el pasado, he ahí su más legítimo timbre en el porvenir para aspirar al aprecio y simpatía sincera del noble y heroico pueblo paraguayo.

"Vinculados por tradiciones honrosas, confundidos en un sólo propósito para levantar el país de su penosa y prolongada postración, consagrados a las árduas tareas de una labor común para asegurar el bienestar general de la comunidad, no hay poder que pueda quebrantar la cadena de unión que nos liga, porque ella está afianzada por los deberes del compañerismo en la persistente lucha por el bien, está alimentada por los sentimientos de la misma fe y fortificada por los indisolubles lazos de la concordia y la la fraternidad.

"Nuestro programa se resume en dos palabras: paz y respeto a nuestras instituciones.

"El mantenimiento del orden y la tranquilidad pública que sólo se puede conseguir mediante el acatamiento del principio de autoridad basada en la justicia, es la causa más poderosa de los progresos que hemos conquistado en estos últimos tiempos. La paz interna es una necesidad imperiosa para desenvolver el comercio, la industria y la agricultura, como fuentes más preciosas de nuestra riqueza y prosperidad; la paz es una garantía efectiva para la seguridad, el trabajo y el capital, y es también uno de los baluartes de la libertad. Exceptuando los raros casos en que se justifican las revoluciones, las conmociones intestinas, siempre serán un peligro permanente para los intereses públicos bien entendidos y una amenaza a las libres instituciones.

"Al adoptar la forma de Gobierno republicano, hemos consagrado, en un sublime código los principios eternos que deben regirnos en nuestra organización política y allí están claramente enumerados los deberes y derechos del ciudadano. La Constitución es el sagrado decálogo de los pueblos libres: venerar este Evangelio político, cumplir estrictamente sus prescripciones, es amar y servir a la causa verdadera de la libertad, es rendir el más señalado servicio al país dando ejemplo elevado de virtud cívica y patriotismo.

"La soberanía popular es el gran fundamento de la Repúbiica. El pueblo se ha reservado el derecho de designar los mandatarios que han de dirigir sus destinos elevando a los puestos públicos a ciudadanos honestos e idóneos, capaces de hacer su felicidad y de establecer en el país el reinado de la justicia y la moralidad política.

"Consecuente con este principio democrático que impone a cada ciudadano el deber de velar por la buena marcha da la administración y de defender las libertades públicas nos proponemos llevar a la representación aquellos que respondiendo a las ideas enunciadas, sean la expresión genuina de la voluntad popular, haciendo que predomine la opinión pública, antes que las influencias de elementos ilegítimos ejercidas por círculos de dudosa significación política, sin títulos ni antecedentes a la consideración pública.

"Para la consecución de estos propósitos mantendremos firme e inviolablemente la libertad del sufragio, de la palabra, de la prensa, de la reunión, como condiciones esenciales para asegurar el ejercicio tranquilo de los derechos políticos, en la esfera de la ley y el orden, para alcanzar a realizar la gran divisa --republicana-- "el gobierno del pueblo por el pueblo".

"Asegurar las conquistas del progreso, a que felizmente ha cooperado nuestro partido con decidida constancia y fe en el porvenir, promoviendo todas aquellas medidas que favorezcan al comercio, la agricultura y la inmigración; el planteamiento de nuevas industrias, la construcción de ferrocarriles y telégrafos; el mejoramiento de nuestra campaña por medio de leyes sabias y protectoras; y, finalmente, toda reforma que tienda a operar un cambio benéfico en nuestra situación económica y en el bienestar moral y material del pueblo, serán los objetos preferentes de nuestros trabajos, emprendidos ya con tan buen éxito en obsequio a los intereses públicos y dispuestos ahora más que nunca a proseguirlos con incontrastable voluntad.

"Agrupemos, pues, nuestras fuerzas para que unidos todos bajo una misma enseña podamos realizar las santas aspiraciones de nuestros programas, en bien del pueblo a cuyas filas nos honramos de permanecer, conservando en nuestra fe, pura e inextinguible, oomo grandiosa es la excelsa idea de la patria".

Asunción, 11 de Setiembre de 1887

Aviso:
- Los comentarios vertidos en las notas son de exclusiva responsabilidad de quienes lo emiten
y no reflejan la postura de Editorial El País S.A.
- Los mensajes de tipo SPAM serán eliminados.
0 Comentarios