9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 2 de julio de 2016, 00:49

La Fuerza Aérea israelí ataca cuatro posiciones en Gaza tras el disparo de un cohete

Gaza/Jerusalén, 2 jul (EFE).- Aviones israelíes atacaron esta madrugada cuatro posiciones de milicias palestinas en la Franja de Gaza en respuesta al lanzamiento anoche de un cohete contra la ciudad de Sderot que impactó en una guardería sin causar daños personales.

Testigos en la Franja relataron que las explosiones del bombardeo se escucharon en el norte, centro y sur de Gaza en instalaciones de varios grupos, entre otras, un taller metalúrgico.

Los ataques no provocaron víctimas personales porque el movimiento islamista Hamás, que gobierna Gaza, había dado órdenes de evacuar sus instalaciones antes de que comenzara el bombardeo israelí.

Israel ha confirmado los ataques contra "cuatro posiciones que formaban parte de la infraestructura operativa de Hamás en el norte y centro de Gaza".

En un comunicado, el Ejército afirma que es la respuesta al lanzamiento de un cohete contra la ciudad de Sderot, "un recuerdo horrendo de las intenciones de los grupos terroristas en Gaza".

"Como parte de nuestros esfuerzos para garantizar la estabilidad, seguiremos defendiéndonos de aquellos que ponen en peligro la vida de inocentes", destaca el coronel Peter Lerner, portavoz castrense de medios extranjeros.

El ataque de anoche contra Sderot hizo saltar las alarmas antiaéreas en varias localidades alrededor de Gaza y causó daños materiales a una guardería.

Se trata del segundo impacto directo en zona urbana israelí desde la guerra del verano de 2014 entre Hamás e Israel, aunque las milicias han disparado desde entonces un total de 55 cohetes, indica hoy el servicio de noticias Y-net.

La tensión en el sur sigue a dos días de violencia en los que han muerto dos israelíes -una niña de 13 años y un hombre de 48, padre de diez hijos, ambos residentes en las colonias- y seis han resultado heridos en una cadena de cuatro ataques palestinos, tres de ellos en el distrito de Hebrón, que está desde ayer bajo bloqueo del Ejército israelí.

Dos de los atacantes palestinos y una presunta atacante murieron abatidos por disparos de civiles armados o de agentes de seguridad israelíes.

También murió un palestino de 62 años pos inhalación de gases lacrimógenos durante una protesta en el paso de Qalandia, entre Ramala y Jerusalén.

La espiral de violencia en la zona comenzó el pasado octubre, aunque en los últimos tres meses el número de sucesos había descendido.