4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
viernes 18 de noviembre de 2016, 02:00

La economía subterránea mantiene su vigor y mueve USD 11.000 millones

Pro Desarrollo presentó el reporte sobre la economía subterránea de 2015. Las actividades informales representaron USD 11.010 millones, un 39,6% del PIB. Instan a colaborar para bajar los números.

La organización Pro Desarrollo Paraguay dio a conocer, por cuarto año consecutivo, su informe sobre economía informal y subterránea correspondiente al 2015, la cual tuvo una ínfima disminución en comparación con el 2014. En el año antepasado el monto había ascendido a USD 12.171 millones, un 39,7% del producto interno bruto (PIB). Sin embargo, en el 2014, el PIB había alcanzado USD 30.657 millones y en el 2015, USD 27.803 millones.

Para dimensionar la importancia, Sebastián Acha, ex diputado y director de Pro Desarrollo, señaló que Paraguay tiene más dinero "en negro" que en las reservas internacionales, donde la cifra total es de USD 6.897 millones.

La economía informal comprende a las actividades legales, cuyos participantes no cumplen con obligaciones impositivas o regulaciones (no pagan impuestos, no piden factura, violan diversas normas para sacar mayor beneficio al negocio, etc.). La economía subterránea es más amplia y abarca actividades ilegales, como el lavado de dinero, contrabando, la prostitución y el tráfico de drogas, personas, armas, etcétera.

Esto afecta enormemente al Estado, porque le priva de recursos para invertir en educación, salud e infraestructura, enfatizó. Añadió que estanca el crecimiento productivo de las personas y del país, a más de fomentar la corrupción (por cada producto que entra de contrabando es necesario un funcionario corrupto que lo permita).

MENTALIDAD. Acha mencionó que el ciudadano tiene que cambiar la visión que tiene sobre la realidad de la economía y creer que no le afectan hechos como no pedir factura, buscar un descuento con coimas, comprar de contrabando, entre otros.

A la queja común de que todo el dinero que recauda el Tesoro es dilapidado por los políticos de turno, Acha señaló que eso no se puede afirmar. Comprende que haya reclamos por la mala calidad del gasto público, pero indicó que si el ciudadano paga sus impuestos no se puede sostener que el 100% será malversado por un funcionario corrupto.

Antes de crear nuevos impuestos para aquellos grupos que no tributan mucho, considera que es justo cazar a los evasores en un país donde hay 50% de evasión de IVA, antes que imponer nuevas cargas a los que ya están abonando.

Si el grupo de personas que hoy están pagando impuestos se cansan porque los demás no pagan, se acabaría el sistema de salud, no habría obras públicas, como rutas, puentes y universidades; no se tendría recolección de basura ni escuelas públicas, por lo que la situación puede ser peor, alertó el disertante.

Con relación al cuestionamiento de sectores ciudadanos y empresariales, que aducen que los sojeros pagan pocos impuestos, el ex diputado comentó que pueden pagar poco, pero finalmente están pagando. "Hay gente que no paga nada y que no está precisamente vinculada a la producción agrícola, que tiene altos riesgos. En segundo lugar, se tiene que tratar de entender quiénes son los sojeros. En el imaginario tenemos a (Tranquilo) Favero, pero él es apenas el 1%, que tiene más de mil hectáreas. Hay productores que tienen una hectárea y son la mayoría. En esa economía, que son pequeñas, que se juntan a través de las cooperativas, realmente se pagan muchos impuestos, sobre todo IVA, lo que es injusto para el productor", finalizó.

Embed