9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 28 de agosto de 2016, 22:22

La defensa de Dotcom pide suspender su extradición a EE.UU.

Bangkok, 29 ago (EFE).- La defensa pidió hoy la suspensión indefinida de la extradición del empresario alemán Kim Dotcom a Estados Unidos por presunta piratería informática, en el inicio de la apelación contra esa medida en Nueva Zelanda.

La apelación se discute en el Tribunal Superior neozelandés, instancia que el 23 de diciembre falló a favor de extraditar al fundador del portal Megauplaod y sus exsocios Finn Batato, Mathias Ortmann, y Bram van der Kolk.

El juez consideró entonces que existían indicios razonables para que los acusados deban responder en EEUU a trece delitos vinculados con la piratería informática, el crimen organizado y lavado de dinero.

Los cuatro están acusados de pagar a usuarios para que guardaran archivos en Megaupload y luego cobrar a otros para poder utilizarlos sin respetar los derechos de autor, en lo que la acusación calificó como "simple estrategia de fraude".

La defensa de Dotcom, quien no compareció en la vista, argumentó que Megaupload era un portal legítimo de almacenamiento de archivos y que su cliente no puede ser considerado responsable por las acciones ilegales de algunos usuarios.

Los abogados de Van der Kolk y Ortmann denunciaron las "sumamente excesivas operaciones de búsqueda e incautación" de las autoridades de EEUU contra sus clientes, y consideraron injusto que el juez no las tuviera en cuenta antes de fallar a favor de la extradición.

"Fue una seria violación de las obligaciones del juez", dijo el letrado que argumentó que el único remedio era detener la extradición de forma indefinida, según Radio New Zealand.

Este proceso de apelación tiene una duración prevista de ocho semanas pero el caso podría alargarse varios años más ya que ambas partes pueden recurrir de nuevo la decisión ante el Tribunal Supremo neozelandés.

Dotcom y sus exsocios fueron detenidos en enero de 2012 en un vasto operativo en Auckland orquestado por el FBI estadounidense, que incluyó el cierre de Megaupload, la incautación de sus bienes y la congelación de sus cuentas, lo que dio inicio a una compleja batalla por su extradición que se ramificó en varios procesos.

Las autoridades estadounidenses creen que Megaupload, que llegó a tener 50 millones de usuarios, logró un beneficio de unos 175 millones de dólares (160 millones de euros) por supuestamente alojar material ilegal.

Hasta ahora, de los siete miembros de Megaupload imputados en EE.UU. solo ha sido condenado el programador estonio Andrus Nomm, al que le impuso una pena de poco más de un año de cárcel en ese país, que ya ha cumplido, tras admitir que violó los derechos de autor.