23 de agosto
Miércoles
Despejado
24°
34°
Jueves
Mayormente nublado
24°
35°
Viernes
Despejado
23°
35°
Sábado
Nublado
20°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
viernes 24 de marzo de 2017, 06:32

La Cruz Roja busca 12,8 millones de euros para paliar el hambre en Etiopía

Nairobi, 24 mar (EFE).- La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja (IFRC) pidió hoy ayuda a posibles donantes para reunir 12,8 millones de euros, una cantidad que dedicará a asistir en los próximos nueve meses a 320.000 personas amenazadas por la sequía y el hambre en Etiopía.

Esta nueva meta de recaudación multiplica por cuatro la fijada en enero para paliar los efectos de la sequía en Etiopía, donde la cantidad inicial servía para ayudar a 35.000 personas.

"Las informaciones que estamos recibiendo de nuestros compañeros de la Cruz Roja en Etiopía son extremadamente preocupantes, sobre todo las que vienen del sur y el sureste del país", declaró la directora regional para África de la IFRC, Fatoumata Nafo-Traoré.

"El ganado muere, las fuentes de agua se secan y los niveles de malnutrición crecen", añadió.

La crisis alimentaria provocada por la falta de precipitaciones en la región afecta en Etiopía a 5,6 millones de personas, según Cruz Roja, que aspira obtener el dinero para "suministrar comida, tratar a niños con malnutrición y mejorar el acceso a los servicios de salud y al agua limpia".

El dinero recibido se destinará asimismo a alimentar al ganado, construir infraestructuras para que los animales dispongan de agua y reparar las pérdidas sufridas por los propietarios afectados, informa la IFRC en un comunicado emitido simultáneamente en Nairobi y Ginebra.

"La Cruz Roja Etíope lleva respondiendo a esta emergencia más de 12 meses. Pero la continuada falta de lluvias y la falta de financiación de nuestras peticiones de dinero han supuesto que la situación haya seguido empeorando", dijo la secretaria general de la organización en el país africano, Frehiwot Worku.

"No podemos permitirnos más dilaciones. La gente necesita nuestra ayuda", agregó.

El este de África sufre una grave sequía desde 2015, cuando se registró el primer año sin lluvias debido al fenómeno climático El Niño.