9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 29 de octubre de 2016, 09:11

Kerber confirma los pronósticos y será la rival de Cibulkova en la final

Redacción deportes, 29 oct (EFE).- La alemana Angelique Kerber, número uno mundial y gran favorita para llevarse el torneo, será la rival de la eslovaca Dominika Cibulkova en la final del Masters femenino de tenis, que se disputa en Singapur, al imponerse a la polaca Agnieszka Radwanska, segunda favorita, por 6-2 y 6-1.

Kerber, que con este triunfo iguala a Radwanska en el particular entre ambas (seis por parte), dejó en apenas setenta y seis minutos, al Masters sin su vigente campeona, pues la polaca se impuso en la última edición. Además, la alemana vuelve a ganar a la polaca en un partido del torneo de maestras, pues se había impuesto también en el que ambas disputaron, en el Grupo Rojo, el año 2013 en Estambul.

Fue un partido, sin puntos directos de saque, con casi igualdad de dobles faltas, pero donde Kerber se mostró muy superior a Radwanska, que sólo pudo poner resistencia a los golpes de la alemana en los inicios de cada set.

Así, el discurrir de las dos mangas fue, prácticamente, un calco: inicios con rotura de saque entre una y otra en los tres primeros juegos, con dos a favor de Kerber y una de Radwanska, y, tras el 2-1, escapada de la alemana.

La diferencia: en el primer set, al menos Radwanska hizo un juego más; mientras que en el segundo, la polaca se quedó sin apuntárselo tras el 1-1.

Kerber confirmó su excelente momento, su condición de favorita para alzarse con el que sería su primer título de Masters, y una final inédita de este torneo ya que ambas nunca había logrado acceder a la misma. Cibulkova, además, se estrenaba en un torneo de maestras.

Eso sí, será este domingo el noveno enfrentamiento entre ambas, con igualdad total hasta ahora: cuatro triunfos por parte. Bien es verdad que los cuatro últimos cayeron del lado de Kerber.