20 de agosto
Domingo
Parcialmente nublado con chubascos
21°
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
17°
25°
Miércoles
Despejado
22°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
jueves 22 de junio de 2017, 01:00

Juez brasileño bloquea la venta de frigoríficos de JBS a Minerva

La investigación del escándalo de corrupción en la que está involucrada la mayor faenadora de carne vacuna del mundo JBS SA sigue complicada. La agencia Reuters señala que un juez federal del Brasil ordenó a la citada empresa detener una venta de activos sudamericanos a Minerva SA valuada en 300 millones de dólares.

La agencia, que menciona que accedió a documentos reveladores, apunta que el magistrado Ricardo Leite, que integra un juzgado federal en Brasilia, dijo que el acuerdo para vender las plantas cárnicas de JBS en Argentina, Paraguay y Uruguay a Minerva podría obstaculizar la investigación de un escándalo de corrupción que involucra a la firma brasileña.

JBS acordó semanas atrás la venta de sus unidades en Argentina, Paraguay y Uruguay a su rival Minerva, en momentos en que la compañía busca dinero adicional para enfrentar el escándalo de corrupción en Brasil que le provocó un aumento en los costos de financiamiento.

El martes, JBS reveló un plan de desinversión de 1.800 millones de dólares con el que busca recortar su deuda.

paraguay. En cuanto al movimiento local, el nombrado gigante brasileño de la alimentación anunció el pasado 6 de junio la venta de sus activos en Paraguay, Argentina y Uruguay a Minerva, también brasileña; con lo cual nació aquí un nuevo gigante de la carne en el país.

La operación fue aprobada por los consejos de administración de JBS y Minerva, y solo se aguardaba la autorización de los órganos de regulación de cada país.

“El valor de la transacción es de USD 300 millones y los recursos obtenidos con la venta se utilizarán para reducir el endeudamiento de la compañía”, había referido JBS.

Este anuncio llegó menos de una semana después de que se conociera el acuerdo judicial por el cual el grupo J&F –el holding propietario de JBS– pagará una multa récord de más de 10.300 millones de reales (unos USD 3.000 millones al cambio actual) por su implicación en escándalos de corrupción en Brasil.

JBS, cuyos propietarios viajaron a Nueva York alegando razones de seguridad tras el acuerdo en el que confesaron sus delitos, le ofreció a Minerva todas las acciones que posee a través de su subsidiaria JBS Handels GMBH en activos de producción de carne bovina en Argentina, Paraguay y Uruguay. Minerva, una de las líderes en Sudamérica en la producción y comercialización de ganado bovino, carne y sus derivados, tenía previsto asumir las operaciones de JBS a través de sus subsidiarias: Frigomerc (Paraguay), Pul (Argentina) y Pulsa SA (Uruguay).