10 de diciembre
Domingo
Mayormente nublado
20°
30°
Lunes
Parcialmente nublado
22°
32°
Martes
Parcialmente nublado
21°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
17°
30°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
viernes 28 de octubre de 2016, 04:45

Italia afronta el problema de realojar a más de 4.000 personas tras el terremoto

Roma, 28 oct (EFE).- Más de 4.000 personas pasaron la segunda noche fuera de sus casas después de los fuertes terremotos del pasado miércoles en el centro de Italia, según datos de la Protección Civil italiana.

Los terremotos no han causado víctimas, ni gran devastación en la zona afectada, pero han dañado miles de casas a las que no se puede entrar.

Los daños y los problemas se suman a la situación que ya se había creado tras el terremoto del 24 de agosto con un epicentro a 50 kilómetros y que devastó enteras poblaciones y causó 297 muertos.

Según los datos de la Protección Civil, han sido atendidas unas 4.000 personas de Camerino, Visso, Ussita y Castelsantangelo sul Nera, las localidades del epicentro de los temblores, pero el dato es aproximado ya que centenares aún duermen en sus coches o en casas de familiares.

Para los evacuados se han organizado palacios de deportes, algunos campamentos con tiendas, o el deposito de autobuses, en el caso de Camerino.

Cerca de 800 personas fueron trasladadas ayer a varios hoteles de las localidades de la costa Adriática, porque la solución por la que optan las autoridades es la de no montar más campamentos debido al intenso frío que azota esta zona a los pies de los Apeninos.

"La situación es dramática. Tenemos miles de desalojados, cerca de 5.000, derrumbes y carreteras cortadas. Son daños muy diseminados por toda la zona que se suman a los que ya causó el (terremoto) del 24 de agosto", explicó el director del Departamento de Bomberos, Bruno Frattasi, en una entrevista al diario "Il Messaggero".

Respecto al terremoto del 24 de agosto, los daños son menores y el primer terremoto hizo que la gente abandonase sus casas "y probablemente esto ha salvado muchas vidas", explicó Frattasi.

Según los datos de los bomberos son cerca de 20 pueblos, entre ellos Camerino con más de 6.000 habitantes y otros 6.000 estudiantes universitarios, los que han sufrido importantes daños.

A esto se unen colegios cerrados en todas estas localidades y en la mayor parte de la región de Las Marcas, así como una actividad comercial y turística completamente destrozada.

Mientras los evacuados han vuelto a sufrir una noche de temblores con más de 100 réplicas, una decena de magnitud entre 3 y 3.5 y la más fuerte de 3,5 a las 4:13 horas (2:13 GMT) en Fiordimonte a 10 kilómetros de Ussica.