11 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Parcialmente nublado
22°
32°
Martes
Parcialmente nublado
21°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
17°
30°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 29 de septiembre de 2016, 16:39

Isabel Marant, a la reconquista del étnico chic

París, 29 sep (EFE).- Isabel Marant, la diseñadora parisina por excelencia y uno de los emblemas de ese "je ne sais pas quoi" ("no sé qué") tan buscado en el estilo de esta ciudad, presentó hoy su colección primavera-verano de 2017 con un estilo étnico más disimulado que en anteriores ocasiones.

En los más de veinte años de historia de la firma, Marant ha conseguido que distintas generaciones, madres, hijas y a veces también abuelas, caigan rendidas ante sus diseños, siempre chic, fáciles de llevar y con un toque étnico que forma parte de la identidad de la firma.

En este caso, Marant apostó por un luminoso color hueso para los looks de día y un delicado estampado de flores rosadas sobre fondo blanco o negro combinadas entre sí en faldas, tops, vestidos y pantalones.

Las siluetas recuerdan ligeramente a las formas de los años 80 pero sin resultar extravagantes: cinturas muy marcadas en chaquetas extragrandes con un pequeño efecto de volumen en las hombreras, combinadas con shorts, casi culottes que dejan toda la pierna al aire.

También minivestidos, impermeables de verano y monos quedaron en esta ocasión marcados por anchos cinturones para resaltar las curvas femeninas.

La top model Gigi Hadid fue la encargada de abrir y cerrar el desfile con una chaqueta-vestido efecto acolchado en color hueso con un cinturón negro de piel anudado y enormes pendientes rojos.

También desfilaron las reconocidas modelos Doutzen Kroes, Isabeli Fontana, Arizona Muse o la dominicana Lineisy Montero, sin duda uno de los desfiles que reúne a mayor cantidad de estrellas de la pasarela.

La diseñadora eligió el patio del Palais Royal de París para celebrar su desfile, entre el Ministerio de Cultura y la Comedia Francesa: una gran plaza interior decorada con las columnas bicolor a diferentes alturas del artista Daniel Buren.