11 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Parcialmente nublado
22°
32°
Martes
Parcialmente nublado
21°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
17°
30°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
jueves 14 de julio de 2016, 01:00

Intendente de Bado y fiscal recurrieron el arresto domiciliario

Tanto el intendente de Capitán Bado, Denilso Sánchez Garcete, como el fiscal de la causa, Marcelo Pecci, apelaron el arresto domiciliario dictado por el juez Humberto Otazú en la causa de presunto lavado de dinero.

El agente del Ministerio Público pretende que el procesado continúe privado de su libertad en Tacumbú.

Por su parte, la defensa quiere que Sánchez tenga libertad ambulatoria, tal como los demás procesados, sus hermanos Carlos Rubén Chicharõ Sánchez, y Ardonio Sánchez, quienes lo consiguieron justamente ante el Tribunal de Apelación.

El pasado 7 de julio, el juez entendió que Denilso Sánchez cumplió con la pena mínima que podía tener en caso de condena por el hecho punible de lavado de dinero, por lo que le concedió el arresto domiciliario, como había hecho con los coprocesados.

Sin embargo, el fiscal Marcelo Pecci insistió ante su apelación que la imputación por supuesto narcotráfico y asociación criminal en el caso, estaban vigentes, a pesar de que el juez había devuelto la imputación.

Con ello, incluso “deslinda” toda responsabilidad en caso de que el procesado, Denilso Sánchez, se fugue y no pueda ser sometido a un eventual juicio oral y público.

Hay que señalar que justamente el Tribunal de Apelación estudia el recurso contra la imputación devuelta al Ministerio Público.

Por su parte, la defensa recurrió también la resolución con el argumento de que no corresponde el arresto domiciliario, ya que cumplió con la pena mínima en caso de condena. También habla del principio de igualdad procesal.

Similar argumento habían utilizado los coprocesados, los que habían sido acogidos en forma favorable por el Tribunal de Apelación en lo Penal, que concedieron el arresto domiciliario a los hermanos Sánchez.

En el caso, una vez que los camaristas resuelvan nada menos que seis apelaciones pendientes, a las que se suman estos dos nuevos recursos, se fijará fecha para la audiencia preliminar en la causa.