27 de junio
Martes
Mayormente despejado
20°
28°
Miércoles
Mayormente nublado
17°
27°
Jueves
Nublado
16°
26°
Viernes
Nublado
14°
22°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
viernes 16 de junio de 2017, 12:47

Imputan a guardias de Protek

Los guardias de seguridad de la empresa Protek ya fueron imputados. Solo uno de ellos, el que según la Fiscalía realizó el disparo mortal, fue imputado por homicidio doloso y sobre el mismo cae una orden de prisión preventiva.

El guardia de seguridad más joven, Óscar Blanco, fue imputado finalmente por violación de la Ley de portación de Armas y la Fiscalía solicitó como medida preventiva prisión domiciliaria.

Mientras que su compañero, Julián Benítez, fue imputado por homicidio doloso y pesa sobre él un pedido de prisión preventiva en una penitenciaría.

Según la fiscal del caso, María Teresa Ruíz Díaz, esta diferencia en ambas imputaciones tienen que ver con que el disparo mortal lo realizó Benítez, pese a que ambos guardias de seguridad realizaron disparos.

Para la representante del Ministerio Público, Blanco tenía el dominio de la escena, pero sí realizó disparos intimidatorios debajo del automóvil que tenían que recuperar.

Ambos guardias de la empresa de seguridad Protek están investigados por la muerte del joven Mauricio Benítez (20). El mismo se desplazaba a bordo de un Hyundai i10 de color blanco, propiedad de su hermana, quien llamó a un contacto suyo en la empresa y solicitó que se recupere el auto y a su hermano y lo lleven a su casa.

Mauricio sufría de adicción de las drogas, cuestión que era parte de una lucha familiar. De hecho, el mismo había consumido estupefacientes cuando ocurrió el accidente, así lo confirmó su amigo Giovani Vera Cano, quien iba en el asiento del acompañante cuando el guardia disparó a matar.

APARECEN EN ESTA NOTA