27 de marzo
Lunes
Muy nublado
22°
30°
Martes
Poco nublado con tormentas
22°
32°
Miércoles
Mayormente despejado
21°
33°
Jueves
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 25 de julio de 2016, 09:38

Implicados en el caso Petrobras dicen haber blanqueado dinero en automovilismo

Sao Paulo, 25 jul (EFE).- Algunos de los implicados en el caso de corrupción descubierto en la petrolera estatal Petrobras manifestaron que usaron patrocinios en la Stock Car, la principal categoría del automovilismo brasileño, para blanquear dinero, según publica la prensa este lunes.

El dinero circulaba a través de la empresa de mercadotecnia deportiva del empresario Adir Assad, que es uno de los condenados de la llamada operación 'Lava Jato', como se conoce el escándalo de corrupción en Petrobras, en que eran sobrevalorados contratos con las principales constructoras.

El pago de los sobornos era repartido entre exaltos cargos de la compañía, ejecutivos de las empresas y cerca de una cincuentena de político.

De acuerdo con el diario Folha de Sao Paulo, las constructoras implicadas nunca habían acostumbrado tener sus marcas en los coches e indumentaria de los pilotos.

El empresario Ricardo Pessoa, dueño de la constructora UTC y quien negoció con la Justicia una delación premiada para reducir su condena, admitió haber entregado dinero para ser blanqueado a través de la firma de patrocinios deportivos Rock Star, de Assad.

Otro delator, el empresario Ricardo Pernambuco, socio de la constructora Carioca Engenharia, indicó que simuló contratos de patrocinio deportivo con Assad para el piloto Murillo Macedo Filho, de la Stock Car Light, una especie de categoría de segunda división de la Stock Car.

Documentos confiscados en la 31ª fase de la operación 'Lava Jato' apuntan a que el grupo Schahin, dueño de un banco y una constructora, entregó también dinero a la empresa Rock Star para el patrocinio del equipo J.Star Racing, de la categoría Montana y que tiene entre sus dueños a Assad.

Otra empresa, la Trendbank, que administraba fondos de pensiones y jubilaciones y fue investigada este año, está entre los patrocinadores del automovilismo brasileño.

Assad, preso en 2015 y en junio de este año, cuando pasó al régimen de detención domiciliaria, argumentó que está desvinculado de su empresa desde 2007 y niega el pago de los sobornos.

Los pilotos y los equipos, por su parte, señalaron que otorgaron derechos a Rock Star para gestionar sus patrocinios y que todo se realizó dentro de las normas fiscales y legales, sin recibir el dinero directamente.