3 de diciembre
Sábado
Nublado con chubascos
21°
28°
Domingo
Mayormente despejado
19°
30°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
jueves 3 de noviembre de 2016, 01:00

Hubo manifestación contra la intervención de las galerías

Tras la aprobación por parte de la Junta Municipal de Asunción de realizar controles de los locales en el Mercado 4 donde se venden celulares, los empleados y propietarios de estos lugares cerraron ayer media calzada de la calle Silvio Pettirossi. Objetaron la medida, argumentando que se debe demostrar primero cuáles son los dispositivos presuntamente robados.

Hay que señalar que con la sentencia de que cuatro de cada cinco celulares robados se comercializan en la zona del Mercado 4, la Junta Municipal aprobó ayer el pedido de control sobre los locales que venden este tipo de aparatos en esa zona mercantil.

Galería San Miguel. La minuta, aprobada con carácter resolutivo y derivada a la Intendencia para su consideración, fue presentada por el edil Óscar Rodríguez, quien se refiere específicamente a la Galería San Miguel, que funciona entre las calles Pettirossi y 9 de Marzo y Mayor Fleitas y General Aquino.

El concejal Daniel Centurión también hizo un pedido de intervención contra este negocio y la Galería La Divina para comprobar si cuentan con patente y licencia comercial, planos aprobados, sistema contra incendio y permiso para cartelería.

Sostiene que en caso de no contar con todos estos requisitos, los mismos sean inmediatamente clausurados.

Por su parte, el concejal Rodríguez, al referirse a los locales de venta de artefactos celulares, reclamó que en los controles se verifique si forman parte del inventario de esos comercios, lo que permitirá saber si el impuesto determinado es realmente el que corresponde en derecho.

“Si no es así, si no son capaces de demostrar la procedencia de los mismos con las respectivas facturas de compra, podremos presumir que provienen de la informalidad”, sentenció.

Puntualizó que esto conlleva a que lluevan demandas de teléfonos y aparatos electrónicos malhabidos, lo que aumentará la oferta de los mismos por parte de personas inescrupulosas.

Según los vendedores de celulares de la zona del Mercado 4, son las casas de empeños las que deben ser intervenidas, ya que estas son las que blanquean los celulares robados para que luego sean vendidas como legales, informó Latele.