7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
31°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
domingo 20 de noviembre de 2016, 01:00

Hartmann ya está libre y la Policía identifica a banda de secuestradores

Por Raúl Cortese

CRUCE YNAMBU-ALTO VERÁ

“Gracias a todos, estoy libre gracias a la Policía”, fue lo primero que señaló Martín Hartmann en el jardín de su casa, más tranquilo luego de pasar aproximadamente un día y medio de terror estando en cautiverio. Por otra parte, los policías lograron identificar a los miembros de la banda de secuestradores que operaron en Itapúa y realizan rastrillajes.

Hartmann había sido secuestrado a las 18.00 del pasado jueves en Alto Verá, Itapúa. Los captores solicitaron USD 300.000 para que lo liberaran. Desde ese momento el Departamento Antisecuestro de Personas (DASP) empezó a trabajar en el caso.

El comisario Abel Cañete, director de Apoyo Técnico, mencionó que se tienen importantes datos y que lograron identificar a los miembros de la banda. Por su parte, el director de la Cuarta Zona Policial, comisario Luciano Capdevila, indicó que la banda estaría compuesta por ocho personas paraguayas, y una argentina.

ACORRALADO. El trabajo técnico del DASP y el operativo del Grupo Especial de Operaciones (GEO), ambos grupos de Ciudad del Este, se trasladaron hasta Encarnación. El trabajo logró hacerles sentir acorralados a los delincuentes, destacó el comisario Capdevila. Ante esta situación, los delincuentes abandonaron a la víctima, señalaron los investigadores.

Anteayer, la policía había aprehendido a una joven en base a supuestos vínculos con la organización delictiva. Belén Cibils, finalmente, luego de las averiguaciones pertinentes fue liberada. También fue aprehendido Hernán González Rojas en la zona donde abandonaron el Toyota Caldina que le hizo el seguimiento a Hartmann. El ministro del Interior, Tadeo Rojas, indicó que estas aprehensiones fueron fundamentales.

Ya cerca de la medianoche del viernes, la víctima quedó atada a un árbol, “donde se le dejó”, del cual logró posteriormente zafarse y deambular por el monte. Poco antes del amanecer logró salir a una zona escampada donde fue socorrido por un agricultor, y luego este dio aviso a la Policía.

El fiscal antisecuestro Alejo Vera, el comandante Críspulo Sotelo y el ministro Rojas mencionaron que no se pagó para conseguir la liberación.

CONFIRMACIÓN. Faltando minutos para las 09.00, el comisario Braulio López, jefe de Investigaciones en Encarnación, comete el error de no respetar la cadena de mando y, al aire por Radio Encarnación, anuncia que Martín Hartmann se encuentra en libertad en la zona de Perlita, distrito de Alto Verá, a unos 20 km de la vivienda de sus padres.

El uniformado pecó de inocente al no darse cuenta que estaba saliendo al aire.

TESTIMONIO. Con la cara roja por las quemaduras del sol, Martín abandonó su casa y en el jardín de la misma salió a hablar con la prensa, aclarando que no iba a decir nada sobre el secuestro, ni un solo detalle.

“Quiero agradecer antes que nada a todo el mundo a quienes estuvieron al lado de mi familia, estoy bien gracias a la Policía y a la fe en nuestro señor Jesucristo”, dijo, y agregó que “es preocupante esta situación”.

Se le notaban los rasguños y picaduras en la cara, los brazos y las piernas, además de quemaduras, producto de la exposición al sol y el monte.

La Policía lo buscó cerca de un asentamiento Mbyá Guaraní, estaba vistiendo la misma ropa que llevaba el día del secuestro. Fue ayudado por el DASP y algunos familiares que llegaban al lugar.

Luego se pensó llevarlo a una clínica de Obligado, pero se decidió trasladarlo a la casa de su padre. Se le encontró sin rastros de violencia externa e interna y físicamente bien.