22 de agosto
Martes
Despejado
19°
26°
Miércoles
Despejado
23°
33°
Jueves
Parcialmente nublado
23°
35°
Viernes
Despejado
22°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
lunes 8 de mayo de 2017, 01:00

Fiscalía investiga nexo entre Caja Bancaria y firma satélite

Miembros del Centro de Jubilados y Pensionados Bancarios acercaron a Última Hora documentos que hacen referencia a lo que interpretan como manejos irregulares de una empresa (Karaku SRL) que opera con la Caja de Jubilaciones y Pensiones de Empleados de Bancos y Afines, y que permitía cancelar créditos tomados en la institución por los jubilados, para de manera muy rápida adquirir nuevos préstamos a tasas preferenciales. La Fiscalía investiga el posible nexo existente entre el ente y la firma mencionada.

Al tiempo de solicitar reserva, los denunciantes manifestaron que ya existe una carpeta fiscal y una denuncia que quedó a cargo del fiscal Martín Cabrera, quien dio curso a la petición con la comunicación del inicio de la investigación, caratulada “Investigación fiscal s/ lavado de dinero y/o lesión de confianza” Nº 13/2017.

OPERACIONES. El modus operandi de la empresa, de nombre Karaku SRL, fue la realización de 81 operaciones financieras con jubilados y pensionados bancarios durante seis meses, por un monto total de G. 14.005.923.488. La propia auditoría de la Caja Bancaria detectó esta serie de hechos, ejecutados entre mayo y agosto de 2016.

Según las fuentes, llamó la atención de la auditoría señalada la manera de conceder créditos desde la empresa Karaku SRL, ya que se los otorgaba a una tasa muy baja con la cancelación de créditos de mayor tasa, en un tiempo récord, “rompiendo toda regla de control interno implementado en la Caja”, de acuerdo con los denunciantes.

En detalle, la operación consistía en que la firma cancelaba el crédito de un jubilado con su propio cheque cargo Banco Continental a las 8.00 de la mañana de un día y para las 12.00 horas de la misma jornada ya se le otorgaba un nuevo crédito incluyendo la comisión que cobra Karaku por su participación; mientras que a las 15.00 horas recién se debía cancelar el crédito anterior.

Con esto, un asociado a la Caja Bancaria cancelaba su crédito en un determinado día con un cheque de Karaku, se le descontaban todos los intereses no devengados y obtenía el mismo día otro préstamo de la Caja por un monto un poco mayor al cancelado.

La Caja Bancaria había dispuesto una modalidad de crédito denominada “Promo Credi Plan Personal”, a tasa preferencial por un tiempo mínimo, y con la condición de que el préstamo no sea utilizado para la cancelación de otros créditos anteriores del asociado, los cuales son a tasas mayores.

GARANTÍA. Las fuentes recordaron que con las renovaciones de créditos ya se pierde la garantía hipotecaria, y la empresa no la solicitaba más para prestar nuevas cantidades a los asociados.

Según la provisión de los extractos de cuentas del Banco Continental de la empresa Karaku SRL, no consta ningún movimiento de los cheques emitidos para la cancelación de los préstamos. Esto está inserto en el informe de auditoría, lo cual también llama la atención de los denunciantes.

Aducen además estos últimos que existe una fuerte sospecha de que el entonces gerente general de la Caja Bancaria, César Rodrigo Amarilla (ahora separado del cargo), está relacionado a la empresa Karaku, ya que figuró en algún momento como empleado para aportes en el IPS.

TODO LEGAL. Consultado sobre el caso, el presidente de la Caja Bancaria, José Caballero, dijo que está al tanto de las investigaciones de la Fiscalía.

“Se hizo una auditoría e investigación. Todo lo que se hizo dentro de la entidad está correcto; la Caja tiene sus procesos, y tengo entendido que hay una denuncia contra Karaku. La Fiscalía nos solicitó documentaciones al respecto, además de los oficios, y se los proveímos”, enfatizó.

A su criterio, los procesos que hicieron los funcionarios se encuentran dentro de la legalidad y no hubo irregularidades.