8 de diciembre
Jueves
Lluvioso
21°
25°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 18 de agosto de 2016, 19:28

Exboxeador "Mano de Piedra" Durán está orgulloso de filme sobre su vida

Miami (EE.UU.), 18 ago (EFE).- El legendario Roberto "Mano de Piedra" Durán dijo hoy que el actor Edgar Ramírez ha protagonizado "con mucho cariño y mucho amor" la película biográfica "Hands of Stone", que relata la vida del exboxeador panameño.

"Estoy muy orgulloso del resultado de esta película. Nadie como él podría haber interpretado mejor el papel", confesó hoy a Efe el deportista durante un homenaje en la ciudad de Miami, donde reside desde hace 17 años.

Por su parte, Ramírez destacó "la humildad" de Durán y se sintió muy satisfecho por la ayuda que él mismo le proporcionó durante toda la fase de producción del filme, algo que le permitió "crear un personaje muy cercano a la realidad".

"Durante todo el proceso he podido contar con el apoyo de Roberto. Él me entrenó junto a su familia y sus hijos, que también son boxeadores, y fue algo espectacular", comentó el actor venezolano.

Para él, lo más fácil fue "conectar con la alegría y el carisma" del boxeador aunque reconoció que lo más difícil fue "aprender a boxear".

Ramírez tuvo que someterse a una intensa preparación y unas duras sesiones de entrenamiento ya que el caraqueño, que ha trabajado en otras películas de Hollywood como "Joy" Y "Point Break", jamás había practicado esta modalidad deportiva.

"No tenía otra salida. Debía convertirme en boxeador para poder intentar ponerme las zapatillas de Roberto", añadió al respecto.

El tributo a Durán sirvió para presentar este largometraje en el que participan, además del venezolano, otros actores como Robert de Niro y Ana de Armas.

Durante el reconocimiento, al que acudió el alcalde de Miami, Tomás Regalado, Durán le entregó una réplica exacta del cinturón que ganó en Nueva York el 26 de junio de 1972, cuando se proclamó campeón mundial de los ligeros, convirtiéndose en el mejor peso de esta categoría de toda la historia.

"Él representa el boxeo mundial. Para nosotros es un honor que él haya sido el embajador de esta ciudad durante tantísimos años. Se merece esto y mucho más", comentó el edil.

"Contento y orgulloso" con el tributo, "el Cholo" subrayó que es muy importante que las nuevas generaciones conozcan acerca de su legado y su contribución a la comunidad latina en Estados Unidos.