10 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
lunes 18 de julio de 2016, 01:00

Ex viceministro Correa aconseja evitar presión

Los proyectos financiados con las leyes 5074 “llave en mano” y Alianza Público Privada (APP) son instrumentos que pueden ayudar a generar una mayor inversión en los próximos años en el país, pero las mismas deben estar dentro de una planificación, de manera a no generar presiones a las cuentas fiscales. Así manifestó el ex viceministro de Economía Daniel Correa, quien hoy se desempeña como decano de la Facultad de Economía de la Universidad Americana.

“No podemos dudar que las necesidades de inversión en infraestructura es una urgencia para mejorar de manera importante nuestros niveles de competitividad y bienestar de la gente. Paraguay sigue en los puestos más rezagados del desarrollo de infraestructura económica y social”, comentó.

Sin embargo, enfatizó que no toda inversión tiene el mismo impacto en el crecimiento y desarrollo del país, por lo que se debe apostar a aquellas que muestran rentabilidades económicas y sociales claras, en el momento de su análisis de factibilidad.

Comentó que para ello la priorización de los proyectos de inversión pública es un paso fundamental, no solo para la revisión del impacto en la población, sino también en las fuentes de cómo financiar esos proyectos.

“No es hacer nomás las obras porque necesitamos, debe existir una coherencia estratégica. El gobierno cuenta con instrumentos muy valiosos, como la ley de APP y la de llave en mano, además del financiamiento tradicional”, aseveró.

Responsabilidad Fiscal. En cuanto al impacto de las grandes obras al nivel de endeudamiento del país, Correa mencionó que si hoy se invierte en todo lo que el país necesita de manera urgente, tendrá efectos directos sobre la deuda.

“La utilización e implementación de estos instrumentos debe estar bajo la coordinación de la política económica, que es el área que conoce la sostenibilidad de las cuentas fiscales y es responsable de la articulación del crecimiento económico. De nuevo, aquí la clave es la priorización de proyectos públicos y el cumplimiento de los límites de la ley de responsabilidad fiscal”, agregó.

Consultado sobre la no concreción de ningún proyecto hasta la fecha, bajo las normativas mencionadas, manifestó que es “absolutamente normal”. Al respecto, aseveró que en otros países también ha llevado varios años su implementación.

“Nosotros carecemos de capacidades como recursos humanos, gestión, procesos e instituciones, que podrían acelerar su ejecución. Sin embargo, es bueno que tengamos este tiempo para evaluar mejor los proyectos y no cometer errores que podrían costarnos aún más en el futuro. De todos modos, varios de ellos ya podrían estar en ejecución en los próximos meses”, puntualizó el economista.