22 de enero
Domingo
Poco nublado con tormentas
24°
36°
Lunes
Muy nublado
24°
34°
Martes
Poco nublado con tormentas
23°
35°
Miércoles
Muy nublado
21°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
viernes 21 de octubre de 2016, 01:00

Escuelas rechazan a un niño con piel de cristal, denuncian

Edrick Ñumbay, de 4 años, de San Lorenzo, padece una enfermedad genética conocida como piel de cristal y fue rechazada su matriculación en tres instituciones educativas, según su padre Abel Ñumbay, quien denuncia discriminación.

Al paciente, ante el mínimo roce con algún objeto, le brotan ampollas en la piel que son muy dolorosas. Edrick va al jardín en un hogar maternal denominado Mi Castillito. El pequeño debe ingresar el próximo año al preescolar, pero las instituciones privadas no quieren admitir al niño porque padece la enfermedad piel de cristal; una afección dermatológica genética. El pequeño sigue tratamiento en el Hospital Pediátrico Niños de Acosta Ñu.

Los encargados de las instituciones educativas alegaron que no podrán cuidarlo, que tienen muchos alumnos o solicitan al padre la firma de un documento que los deslinde de responsabilidad ante cualquier accidente que sufra el pequeño.

Debido a que el niño y su padre viajan en noviembre a Argentina, al Hospital de Niños Dr. Ricardo Gutiérrez, para un diagnóstico del tipo de la enfermedad, ya busca matricular a su hijo teniendo en cuenta que recién volverán en diciembre. Ñumbay explicó que quieren una buena formación para su hijo, por lo que recurre a centros privados. Hace un mes que intenta que admitan a su hijo en una escuela.

La dermatóloga Lourdes Bolla explicó que la enfermedad no es contagiosa. Añadió que los pacientes con esta afección pueden ir a la escuela, pero requieren muchos cuidados. “Ellos pueden ir a la escuela, pero deben recibir muchos cuidados, porque ante un mínimo golpe se les forman ampollas y se les desprende la piel”, señaló la profesional

Mientras, Abel Ñumbay seguirá buscando un centro que admita a su niño.