20 de agosto
Domingo
Parcialmente nublado con chubascos
21°
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
17°
25°
Miércoles
Despejado
22°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
martes 18 de julio de 2017, 01:00

En el Senado proponen subsidio a campesinos

El senador liberal Fernando Silva Facetti anunció ayer que se remitieron a comisiones de Senadores dos proyectos de ley para ser eventualmente tratados este jueves sobre tablas; uno de ellos contempla un subsidio para los campesinos que están apostados en las plazas frente al Parlamento desde hace una semana, y marchan diariamente por el microcentro, y el otro para potenciar la agricultura familiar campesina, mediante una declaración de emergencia.

El concepto que ahora se maneja en torno a beneficios para los campesinos es el subsidio (ya no la condonación), porque la intención es subsidiar USD 34 millones, de los cuales el 35% corresponde a entidades públicas y el resto con instituciones de crédito privadas, según dijo. “Existen unas 17.000 familias que están en una situación riesgosa y estamos esperando el retorno de Hacienda y del Ministerio de Agricultura y Ganadería para saber cómo vamos a encaminar esos beneficios”, resaltó.

Consultado en torno a la propuesta a las comisiones, Silva Facetti dijo que el Estado deberá absorber parte de las cantidades adeudadas, ya que también accedió a beneficios similares cuando el transporte público se mostró en situación delicada, además de referir el caso de la Azucarera Iturbe, cuando el Estado se subrogó la deuda de esa firma con productores de caña dulce.

Para el senador Carlos Filizzola, aún no hay acuerdo para tratar las propuestas, que deben ser acercadas a las bancadas y reconoció que para la próxima sesión de Senadores no está aún el tema en el orden del día. “Todavía no tenemos respuesta de otras bancadas”, mencionó. Voceros de la bancada oficialista adelantaron que no apoyarán.

También el senador Luis Alberto Wagner cuenta con un proyecto similar, que le acercó de manera personal al presidente del Congreso, Fernando Lugo. Se trata de un proyecto de rehabilitación financiera de los pequeños productores de la agricultura familiar campesina, cuyas fincas no excedan las 30 hectáreas.

Con esto, pretende subsidiar las deudas vencidas de los productores nucleados en varias organizaciones, hasta G. 90 millones por productor, más intereses y cargas financieras de cualquier naturaleza.