23 de junio
Viernes
Despejado
20°
29°
Sábado
Mayormente nublado
19°
28°
Domingo
Mayormente nublado
18°
28°
Lunes
Mayormente nublado
18°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 11 de enero de 2017, 16:03

El sistema de pensiones chileno es inviable, según la presidenta Bachelet

Santiago de Chile, 11 ene (EFE).- La presidenta chilena, Michelle Bachelet, afirmó hoy que el actual sistema de pensiones, impuesto en 1981 por la dictadura de Augusto Pinochet, "es inviable", por lo que es un tema que el Ejecutivo ve con especial preocupación.

"Nuestro actual sistema de pensiones es inviable para responder a las demandas actuales y futuras de las personas mayores", añadió la mandataria en el marco del seminario internacional La Dependencia y Apoyo a los Cuidados, un Asunto de Derechos Humanos.

La presidenta reiteró la preocupación de su Gobierno por perfeccionar el sistema de pensiones porque "el aumento progresivo de la población mayor genera una presión en los sistemas de los países, y choca también con mercados laborales poco ajustados a la realidad del envejecimiento".

En 1981 la dictadura de Pinochet (1973-1990) impuso el sistema de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) a los chilenos, pero mantuvo el antiguo sistema de reparto para las Fuerzas Armadas, Carabineros y otras instituciones afines, que disfrutan de altas pensiones, una situación que en los último meses ha originado la indignación de los chilenos que han salido a las calles a protestar.

Los cotizantes del sistema privado cobran pensiones equivalentes entre un tercio y un 50 % de los ingresos que recibían durante su vida laboral lo que se traduce en que miles de cotizantes reciban pensiones de apenas 120 mil pesos mensuales (unos 185 dólares).

Bachelet, quien hizo un repaso sobre el trabajo que se está realizando en Chile para mejorar el cuidado de los adultos mayores, enfatizó que "como país vemos este tema (AFP) con especial preocupación".

"Nos hemos comprometido a avanzar con el trabajo y acuerdo de todos los sectores políticos, sociales y económicos para mejorar nuestro actual sistema de pensiones, que es 'sencillamente inviable' para responder a las demandas actuales y futuras de las personas mayores", aseveró.

Las AFP, que nacieron bajo el alero de las grandes reformas económicas y sociales que realizó el régimen militar, buscaba mejorar las pensiones del Instituto de Normalización Previsional (INP), actual Instituto de Previsión Social (IPS), que aún se mantiene vigente.

En Chile, país de unos 17 millones de habitantes, las bajas pensiones están provocando que las personas se jubilen más tarde o busquen un nuevo trabajo tras pensionarse, lo que afecta la ocupación para las generaciones más jóvenes.